Leyendas de comedor

Engorda consumir  más energía de la que se gasta al día y todos los alimentos pueden ser “malos” si se toman sin mesura. Mitos y leyendas, verdades y mentiras. Descubre lo bueno de estos productos.

Lo más popular

Aceitunas
Puedes tomarlas aunque estés a dieta porque 18 aceitunas contienen 100 calorías, las mismas exactamente que una cucharadita de aceite. Y una ensalada con aceitunas cuando se está a régimen resulta más gratificante que un aliño tan escaso.

Lentejas
Por sí solas no aportan el mismo hierro y proteínas que la carne. Sólo si las acompañas de arroz, cebada o trigo tu organismo asimilará todos sus nutrientes.

Publicidad

Remolacha
No engorda. El mito la equipara con la remolacha azucarera, pero la común tiene el mismo azúcar que la zanahoria o la calabaza.  

Fruta
Como cualquier otro alimento, la fruta engorda si se consume en exceso y no dependiendo de la hora o el momento. Como postre, lo bueno que tiene es que la vitamina C que contiene mejora la absorción de hierro de los alimentos que tomes antes.  

Mantequilla
Tiene prácticamente las mismas calorías que la margarina, salvo que se trate de margarinas “light”.

Lo más popular

Pan
Es el cereal básico de nuestra dieta y lo que realmente engorda es de lo que se acompaña (salsas, embutidos...). El integral y el refinado tienen las mismas calorías,  sólo que el primero contiene más fibra, que es saciante. Y tostado engorda igual que sin tostar, pero el primero pesa menos y hay que tomar mayor cantidad para ingerir las mismas calorías.   

Chocolate
El dietético tiene más calorías que el normal porque, aunque tiene menos azúcar, contiene más grasa.

Patatas
Se piensa que sólo aportan calorías y nada de nutrientes, y no es cierto. Las patatas, además de hidratos, son ricas en potasio, almidón y vitamina C.

Huevo
Tiene una mala fama injustificada porque su único problema es que es un alimento muy alérgeno pero su clara es una de las proteínas más completas. Tiene antioxidantes y vitaminas.

ES CIERTO
•Comer zanahorias mejora la visión. Porque son ricas en vitamina A y la carencia de esta vitamina produce menor visión en la penumbra. También ayudan a broncearse.
•Tomar yogures si estás con antibióticos es bueno porque los lactobacilos que contienen reconstruyen la flora intestinal que destruyen los medicamentos.
•Compensar un exceso con ayuno al día siguiente no adelgaza. Hacer cuatro comidas livianas aportará al cuerpo las dosis energéticas que necesita y estará en mejores condiciones para quemar las grasas.

CARNES PROCESADAS
El límite saludable de ingesta de embutidos se sitúa en 20 gramos por día.
•Las carnes procesadas, salchichas o embutidos, no son malos si no nos pasamos en su consumo. Un estudio revela que establecer su consumo en 20 gramos por día reduce la mortalidad en un 3,3%.
•Igualmente, la relación entre la carne en cualquiera de sus formas y la mortalidad tampoco es lineal. Puede ser que empeore algunas dolencias pero no está demostrado que haya que desterrarla de las dietas.

El Desayuno es muy necesario
No desayunar puede acarrear problemas cardiovasculares porque a esa hora el metabolismo se activa y el cuerpo, a falta de nutrientes, busca energía de otros sitios, lo que es más perjudicial para el corazón. El riesgo de sufrir un infarto aumenta hasta en un 30%.