Personaliza tu descanso

Si tienes que reemplazar tu equipo de descanso y quieres saber cómo acertar con tu compra, te damos unos sencillos consejos para que puedas tener el mejor sueño reparador.

Lo más popular

Cada vez tenemos más información sobre la importancia que tiene el descanso en nuestra salud. Por eso, si quieres cuidarte en este aspecto, debes empezar por tener un colchón, una base y una almohada adecuada. Es básico que lo renueves cada diez años ya que invertir en un equipo de descanso es invertir en tu salud, porque la salud es lo primero.

Una de las premisas que debes tener en cuenta a la hora del descanso es que la columna vertebral mantenga una posición natural. Se recomienda dormir boca arriba o de lado, no debes dormir boca abajo ya que interfiere en la respiración y en mantener en una forma inadecuada la columna.

Publicidad

La clave para conseguir que las cervicales se mantengan en línea con las dorsales y lumbares es la almohada, y para que nuestro cuerpo adquiera una buena posición de descanso es el colchón en el que influye. Es por eso que debes ser muy cuidadoso en la mayor o menor firmeza que deberás para tu colchón y tener muy en cuenta la relación el peso y tu anatomía, también dependiendo del tono muscular y la forma física en que te encuentres.

Lo más popular

En colchones puedes encontrar varias tecnologías:

Colchón de muelle bicónico formado por muelles independientes unidos entre sí por hilos de acero y todo el conjunto, unido a su vez, por dos varillas de contorno, también metálicas, que fijan la estructura por ambos extremos de los muelles.

Colchón de hilo continuo formado por un núcleo de hilo continuo moldeado, que va formando los muelles hasta crear un bloque compacto y uniforme. Los diferentes materias y calidades influirán en la calidad final del colchón y también en su precio.

Muelles ensacados, este colchón está formados por una carcasa de muelles, de altura inferior a los anteriores, con forma de barril y cubiertos por unas fundas de materia textil. Con estos muelles se pueden crear diferentes zonas de confort y, al ir muy acolchados, se gana en firmeza, en adaptabilidad, confort, aireación y transpirabilidad.

Publicidad

Los colchones de látex natural o sintético. Son muy adaptables, flexibles y ergonómicos. Además, son muy resistentes a la deformación. Estos colchones llevan perforaciones verticales y transversales con el fin de conseguir una mayor aireación y la creación de zonas de confort.

Lo más popular

Los colchones viscoelásticos disponen de un núcleo formado al 100% por materia viscoelástica, un material desarrollado por la NASA. Es un material perfectamente adaptable por su sensibilidad a la temperatura corporal, ejerciendo sobre el cuerpo, la mínima presión posible debido a su retardo en volver a su posición normal después de haber aplicado un peso o una presión en una zona.

Colchones HR (High Resilience). Son, en prestación, similares a los de látex. Están realizados a partir de un núcleo de espuma de poliuretano de alta resiliencia. Este núcleo se cubre con una funda, abierta o cerrada, igual que todos los colchones de este estilo.

Para que las propiedades de tu colchón perduren dale la vuelta al menos una vez al mes y usa un protector para evitar manchas.

No sólo es importante el colchón, también lo es elegir la base más adecuada y la almohada que dependerá de la altura dependiendo de la postura, por lo que si duermes boca arriba debes optar por una almohada de altura media y si duermes de lado necesitarás una almohada alta.

Para elegir correctamente la base ten en cuenta la composición del colchón. Para los colchones de muelles puedes utilizar por todo tipo de bases, pero para los colchones de látex y los viscoelásticos es mejor optar por bases que permitan una buena aireación como los de láminas de madera.

¿Quieres ver encontrar el mejor equipo de descanso al mejor precio? Pincha aquí y aprovecha las rebajas de El Corte Inglés donde podrás encontrar importantes descuentos.