Salud: Aumentan los casos de infertilidad

En nuestro país, más de 600.000 parejas no pueden concebir hijos y, en la mitad de los casos, esos problemas de esterilidad están asociados al varón.

Lo más popular

La cifra de parejas estériles en España aumenta, cada año, en 16.000. Más de 600.000 parejas no pueden tener hijos.

Apartir de los 35 años, baja la fertilidad
Tradicionalmente, se achaca la esterilidad a la mujer por cuestión de edad. Pero debe saberse que los espermatozoides también envejecen. A partir de los 35 años, la fertilidad desciende en ambos sexos. La Organización Mundial de la Salud considera infertilidad masculina cuando en el semen hay una concentración de espermatozoides inferior a 20 millones/ml; cuando, por lo menos, la mitad no tiene movilidad progresiva o cuando el porcentaje de espermatozoides normales está por debajo del 15%.
Enlos últimos 30 años, la media de espermatozoides móviles ha pasado del 63 al 42%, lo que supone una pérdida de movilidad anual del 0,7. Si se mantuviera esta tendencia, en menos de 60 años, todos los espermatozoides serían inmóviles. En cuanto a la cantidad de espermatozoides, se ha duplicado el número de hombres cuyo semen no cumple los requisitos mínimos de la OMS.
El Instituto Marqués de Barcelona hizo un estudio en el que se podía hablar de subfertilidad o calidad seminal anormal en un 57,8% de los jóvenes. "Eso significa que dependiendo de la edad y de lafertilidad de su pareja, tardarán mas tiempo en conseguir unembarazo", dice la doctora López-Teijón, que dirigió el estudio.

Publicidad

Por la contaminación industrial
Las alteraciones del semen se originan en el periodo embrionario, por la exposición del embrión a los contaminantes llamados disruptores endocrinos a través del cordón umbilical. Esos contaminantes afectan a la formación de los testículos del feto y alteran el proceso de formación de los espermatozoides. Esos disruptores actúan como hormonas femeninas o pseudoestrógenos. Suelen proceder de restos de fármacos que aparecen en aguas residuales.
Pero la fuente más preocupante es el uso habitual en industria, agricultura y hogar. Actúan en dosis muy bajas y es crucial el momento de la exposición. Pueden estar presentes en pesticidas, desinfectantes, disolventes, dioxinas, pinturas, ftalatos que se usan en cosméticos, lacas de pelo y productos de limpieza y estireno. Hay otros que se usan para barnices, polímetros, tapicerías, cableados, moquetas y demás.

Lo más popular

Las causas tradicionales
A la contaminación industrial hay que añadir como causante de la infertilidad las infecciones seminales, varices en las venas testiculares, consumo excesivo de alcohol o tabaco, traumatismos genitourinarios o diabetes. El calor excesivo localizado en la zona testicular también puede ser un motivo. Una temperatura superior a 36 grados altera la calidad de los espermatozoides.
Los mayores niveles de escasez de espermatozoides en España se localizan en las comunidades que, en los últimos 50 años, han tenido un mayor desarrollo industrial, como Galicia y Andalucía. En Madrid hay menor problema porque, aunque hay polución, hay poca industria.