Vegetales del mar, un “superalimento”

Descubre las propiedades de las algas y saca partido a sus nutrientes para mejorar tu salud y tu físico o evitar el hambre.

Lo más popular

Las algas son los vegetales del mar y contienen una gran cantidad de nutrientes. Se dividen en tres grandes grupos: las algas azules, que se dan en aguas dulces (espirulina); las rojas, de mares templados y cálidos (nori, dulce y wakame), y las pardas, típicas de aguas frías y templadas (kombu o kelp, fucus, espaguetti de mar, hiziqui o arame).

-Espirulina: Es una de las fuentes proteicas más perfectas. Destaca en vitaminas del complejo B, calcio y hierro. Tiene omega 3, que ayuda a reducir procesos inflamatorios. Antes de las comidas, reduce la sensación de hambre.

Publicidad

-Kombu: Rica en ácido algínico, ideal como limpiador intestinal. También tiene ácido glutámico y yodo. Es aconsejable como detoxificante hepático. Equilibra la absorción de nutrientes. Tonifica y regenera el sistema nervioso.

-Fucus: Muy rica en ácido algínico y mucilagos. Acelera el metabolismo. Es apropiada para combatir la acidez de estómago. Útil en hipotiroidismo por falta de yodo.

-Espaguetti del mar: Es muy sabrosa, con gusto parecido al pescado. Destaca por su alto contenido en hierro. Rica en potasio, calcio, magnesio y vitamina C.

Lo más popular

-Hiziki: Contiene más calcio que la leche y el hierro. Útil en tratar el déficit energético de riñón. Combate el envejecimiento. Compensa los excesos del azúcar.

-Nori: Tiene mucha vitamina A. Excelente para el cabello, previene el pelo cano. Buena fuente de omega 3. 

-Dulce: Muchas proteínas, hierro y yodo. Alto contenido en potasio y magnesio. Fuente de vitamina A. Antiséptico de parásitos intestinales.

-Arame: Rica en calcio y magnesio. Favorece la circulación de la sangre. Útil en problemas de flujos irregulares.

-Wakame: Rica en omega 3. Depurativo del sistema cardiovascular y eliminadora de toxinas. Rica en potasio.

-Chlorella: Tiene los 18 aminoácidos. Funciona como suplemento antiedad, refuerza el sistema inmunitario y ayuda al organismo en su regeneración celular sana.

Cómo tomarlas

Las algas son un alimento que puede consumirse de muchas maneras diferentes. Puedes comprarlas deshidratadas. Para consumirlas, debes hidratarlas con agua y añadir arroz, por ejemplo.

También puedes comprarlas preparadas al vacío y en conserva, y prepararlas para integrarlas en el plato que desees.

Otro uso consiste en usarlas para envolver el sashimi.

Tienen propiedades saciantes, por lo que resultan adecuadas si sigues una dieta. Y también son muy energizantes, así que puedes incluirlas en momentos de gran consumo de energía.