Consejos para evitar el dolor de espalda

Es el dolor más generalizado entre nuestra población, sobre todo entre las mujeres y los trabajadores manuales.

Lo más popular

El dolor de espalda no respeta sexo ni profesión. Los únicos que se libran de él son los niños. Se presenta en todas las edades. Por lo menos, 80 de cada 100 personas los padecen, especialmente a partir de los 35 años. Dicen que es el tributo que tenemos que pagar por dejar de andar a cuatro patas y habernos puesto de pie. Este dolor es el motivo de consulta más frecuente en Atención Primaria, por detrás de los procesos respiratorios agudos.

Publicidad

Hay que respetar la curva de la columna
El principal problema es que no respetamos las curvas fisiológicas de la columna vertebral. Y toda postura que altere esa disposición, aunque sea momentánea, puede pasarnos factura en forma de dolor.
La columna es capaz de soportar grandes cargas y está preparada para ello, pero en la postura correcta. La higiene postural trata de mantener las curvas fisiológicas de la columna vertebral, en su posición más natural. Están así por y para algo y mantenerlas como es debido es la mejor prevención.

Lo más popular

La espalda no es una grúa. Son las piernas las que deben flexionar y soportar el peso. Y una de las posturas que más dolores provoca es la de sentado, porque no hacemos que los respaldos de los asientos cumplan su función, es decir, que sirvan de apoyo.

Sus causas
Puede haber muchas. La más frecuente es la lesión lumbar, los problemas discales.
La segunda causa son los traumas y fracturas derivados de los accidentes de tráfico.
Además, las tensiones musculares o el estrechamiento del canal por donde pasa la médula o las lesiones del tejido óseo pueden ser también motivo de dolor.
Los factores psicológicos también pueden influir en el dolor de espalda. Por ejemplo, las viudas y los divorciados lo padecen con frecuencia.

Aprende a no padecerlo si eres ama de casa
Por sus tareas, el ama de casa suele sufrir frecuentes dolores de espalda. Hay que vigilar las posturas que se adoptan. Para hacer la cama, flexiona las rodillas y no te inclines.
Todo debe estar a la altura conveniente. A la hora de planchar, y como la tabla suele estar más baja de lo debido, es conveniente tener algo en el suelo para apoyar uno de los pies y descargar la tensión. Hay que vigilar que el mango de la escoba y la fregona no sea demasiado corto. Los fregaderos deben estar situados a 94 cm de altura.

Para prevenir
La fundación Kovacs, especializada en los problemas de columna, ha elaborado unas normas muy ilustrativas para evitarlos.

1 MANTENTE ACTIVO Y EVITA ESTAR SENTADO TODO EL DÍA. Si no lo haces, perderás fuerza en la musculatura y aumentará el riesgo de dolor.

2 HAZ EJERCICIO HABITUALMENTE. Cualquier ejercicio es mejor que ninguno.

3CALIENTA LOS MÚSCULOS. Es importante el calentamiento antes del ejercicio y, al finalizar, debes estirar.

4 ADQUIERE UNA BUENA POSTURA AL SENTARTE. Debes sentarte lo más atrás posible de la silla con el respaldo recto. La espalda debe estar recta y los brazos y codos apoyados. Hay que levantarse cada 45-60 minutos. Para leer mucho tiempo, usa un atril.

5 LA PANTALLA DEL ORDENADOR, FRENTE A TUS OJOS. También debe estar a la altura de tu cabeza.

6 SI TE DUELE, EVITA EL REPOSO. Es muy probable que no tengas nada grave. Lleva un vida normal y mantente tan activo como puedas.