Psicología: vencer los miedos

Miedo al éxito y al fracaso, al amor o al compromiso, a los perros, a volar… Los miedos se instalan en nuestra mente sin que seamos conscientes y luego aparecen en los peores momentos. Son necesarios cuando nos protegen de un peligro, pero el peor enemigo cuando nos paralizan e incapacitan para sacar el mejor partido de nosotros mismos.

¿De dónde vienen?

Sería lógico que cualquiera tuviese miedo al fracaso en el amor después de haber sufrido un desengaño o se asustase de los perros desde que alguno le mordiese; sin embargo, la mayoría de los miedos no se adquieren así, sino que nos los trasmiten nuestros padres o los adquirimos a su lado siendo niños.

Es muy frecuente el miedo al amor en personas que han visto el fracaso o los malos tratos entre sus padres, igual de frecuente es que tengas miedo a los perros o las alturas, sólo porque tu madre lo tenía. En todo caso lo importante es aprender a vencerlos, aunque los más resistentes son estos adquiridos en la infancia, por la dificultad de identificar las causas y el modo en que se adquirieron.

Publicidad

Tener miedo es normal, pero si consigues controlarlo, habrás vencido. Hay que ganarle terreno, partiendo de lo sencillo y construyendo la seguridad en ti misma. Si tienes miedo al fracaso en el amor permite que la confianza crezca empezando por la amistad. En dosis controladas, podrás ir superándolo. También puedes ir al psicólogo. Todo, menos vivir con sus limitaciones.