Este verano ¡levanta el ánimo!

El verano te invita a disfrutar del aire libre, a descansar, relajarte y llenarte de energía. Libérate del estrés y supera la sensación de ansiedad y desánimo con un poco de ejercicio y una alimentación equilibrada. ¡Piensa en positivo!

Lo más popular

Un baño en el mar, un paseo por la playa, escuchar música, disfrutar de una velada con amigos, enamorarnos… Son momentos de la vida que cuidan nuestro de estado de ánimo de forma natural. Nos ayudan a reducir la sensación de ansiedad, estrés y abatimiento. Además, dormir las horas necesarias, mantener una dieta equilibrada y saludable y practicar un poco de ejercicio contribuyen también a tener unos niveles adecuados de serotonina.

Publicidad

¿Qué es la serotonina? Se trata de un neurotransmisor fundamental para nuestro organismo por su papel regulador del estado de ánimo. Además, interviene en la formación de otros neurotransmisores, como la dopamina o la noradrenalina.

Para producir serotonina, nuestro cuerpo necesita triptófano, "el aminoácido de la felicidad". Sin embargo, en momentos de mayor tensión o desánimo, la cantidad de triptófano ingerida a través de los alimentos no es suficiente. En estos casos, nos puede ayudar un aporte extra de este aminoácido esencial, así como de magnesio, en forma de complemento alimenticio.

Lo más popular

Hábitos saludables: Sueño reparador

Más del 30 % de las personas han sufrido insomnio alguna vez por preocupaciones o estrés. Para descansar mejor, el triptófano es un gran aliado. Ayuda a producir serotonina, que regula la temperatura corporal y el sueño. Trata dormir una media de entre 7 y 8 horas.

Deporte al aire libre: Liberando serotonina

Practicar unos minutos de ejercicio al día sube los niveles de serotonina. Además, el sol, fuente de vitamina D, nos recargará las baterías.

Dieta antiestrés: El poder de los alimentos 

Somos lo que comemos. Una dieta equilibrada y variada contribuye a mantener nuestro estado de ánimo positivo: incluye lácteos y huevos, ricos en triptófano, aminoácido esencial; legumbres, cereales integrales, frutos secos, fruta y verduras. Evita refinados, dulces industriales y procesados. Come despacio y disfruta de la comida. ¡Tu cuerpo y tu mente te lo agradecerán!