Cumplo 40 y no me gusto

Actualmente, la mujer, al cumplir 40 años, comienza a vivir una de sus etapas mejores y de mayor plenitud por la preparación que ha recibido para enfrentarse a una vida moderna y dinámica, la necesidad de competir profesional y laboralmente y la prolongada expectativa de vida y de juventud.

Lo más popular

Alcanzar los 40 años es un reto que debe afrontar con valentía y la autoestima muy alta para superar el miedo a estos fantasmas:

El espejo: Surge el pánico a descubrir los primeros síntomas del envejecimiento, y la necesidad de encontrar nuevas formas para expresar la belleza. La solución es aprender a aceptarte y a sacar de ti misma lo mejor que llevas dentro, tu juventud interior y tu madurez personal, en lugar de intentar mantener la imagen de la que fuiste 20 años atrás.
El sexo: Y en torno a él la duda de ¿hasta cuándo?, o si sobrevivirá el deseo, la capacidad de seducción e incluso el calendario biológico antes de llegar la menopausia. La respuesta también está en tu interior, en el conocimiento que tengas de ti misma, de tu cuerpo y de tus relaciones de pareja. A partir de los 40, el sexo es para multitud mujeres mucho más gratificante que antes.

Publicidad

La competencia
Éste es otro de los miedos, el temor a que mujeres más jóvenes  puedan desbancarte y ocupar tu lugar en el amor, el trabajo... Tus armas son tu propia autoestima y la serenidad de saber que tu experiencia y sabiduría te han convertido en una mujer mucho más valiosa de lo que fuiste de joven, cuando tu edad y tu belleza no lograban ayudarte a superar muchos problemas que hoy te parecerían simples niñerías.

El mejor momento
Esta edad marca un antes y un después en la vida de una mujer. No hay más excusas para no gozar de cada momento. Valeria Schapira te lo cuenta en su libro “Tengo 40, ¿y qué?”.
Ed. Grijalbo P.V.P.: 5,49 €.