La mujer, más propensa a la depresión

Apunta los síntomas más frecuentes de esta enfermedad, que puede afectar a una de cada cinco mujeres a lo largo de su vida.

Lo más popular

La depresión se ha convertido en la principal enfermedad mental que afecta a la mujer. Una de cada cinco féminas tiene riesgo de sufrir una depresión a lo largo de su vida.

Se ha demostrado que hombres y mujeres reaccionan de manera muy diferente ante situaciones estresantes. “Frente a lo que se pensaba, las mujeres están mejor preparadas para afrontar los grandes cambios sociales que suponen un fuerte estrés”, asegura el profesor López Ibor.

Publicidad

Es más sensible

Según López Ibor, hay varias causas que pueden explicar la mayor incidencia femenina de la depresión. “La primera es que el varón, y cuanto más machista en mayor medida, está enseñado a no manifestar sus sentimientos.

Después, la mujer es más sensible desde el plano endocrinológico y pequeñas variaciones hormonales pueden ser causa de cambios psicológicos. Por último lugar, y aunque afortunadamente ha cambiado, la situación social de la mujer hacía que fuera menos dueña de su vida que el varón”, afirma.

Lo más popular

La profesora Carmen Leal, catedrática de psiquiatría de Valencia, sostiene que hoy en día se diagnostican las depresiones con mayor frecuencia. “Pero esto no significa que ahora haya más casos que hace unos años, sino que el paciente acude al médico más que antes”, aclara.

Periodos de riesgo

Hay varios periodos en la vida de la mujer que pueden considerarse críticos en cuanto a las posibilidades de riesgo depresivo. El embarazo, el posparto y la menopausia son los más destacables. También lo es la “perimenopausia”, que se puede situar en torno a los cuatro años antes de que empiece ésta.

También puede influir la educación sentimental. La mujer tiene una mayor afectividad y más sensibilidad a la melancolía. El estrés y la depresión se incrementan cuando ésta asume un triple papel en la sociedad: es ama de casa, cuida de sus hijos y trabaja fuera del hogar. 

Señales de alerta

Para el doctor Corbella, cinco son las señales que advierten sobre una posible depresión.
1. Poca tolerancia al estrés. Situaciones que antes dominabas ahora te pueden. No eres capaz de adaptarte a las circunstancias.
2. Sientes más dolor. Notas que las cosas te duelen más, incluso vuelven los dolores que ya creías dominados.
3. Tienes problemas de sueño. Uno de los primeros síntomas de la depresión es la alteración del sueño. El insomnio y la sensación de no descansar son frecuentes.
4. Hay falta de interés. Es quizá el rango más significativo. No tienes motivación para nada placentero. En casos graves, las personas pierden interés por la vida y podrían llegar a tener ideas suicidas.
5. Trastornos cognitivos. Hay una sensación de rendimiento intelectual bajo y falla el aprendizaje, la memoria y la velocidad de razonamiento.

Una enfermedad disfrazada

Uno de los problemas añadidos es que la depresión se disfraza de otra enfermedad. Es como si el depresivo tuviera más confianza en curar el cuerpo que el ánimo. Además de la tristeza, aparecen problemas de estómago o trastornos del sueño. El depresivo se encuentra triste pero empieza a sentirse inquieto por su salud.

Cuando va al médico, es para curar un problema físico. Cerca del 70% de los pacientes con depresión sólo comentan al médico sus problemas físicos. Por ejemplo, es muy frecuente que, los depresivos acudan a la consulta por dolores (un 85,5%). Más del 80% dice tener problemas cardiacos o de respiración. Un 70% habla de problemas de tipo gastrointestinal y más del 65% se queja de trastornos ginecológicos.