La infanta Cristina ''echa la culpa'' del caso Nóos a Urdangarín

El escrito de 20 páginas en su defensa que han presentado sus abogados asegura que la Infanta ''se limitó a rubricar sin pedir explicaciones'', que ''el único administrador de Aizoon fue Don Iñaki Urdangarín'', que dada la confianza que tenía en su marido nunca se celebraron juntas de socios y que no hay indicios para sostener que la hermana del Rey fuera ''ni remotamente consciente'' de que su marido podría estar delinquiendo.

Lo más popular

Los abogados de la infanta Cristina, Miquel Roca y Jesús María Silva, han presentado en la mañana de este miércoles 8 de abril en el Juzgado de Instrucción número 3 de Palma de Mallorca un escrito en el que aseguran que la hermana pequeña del Rey ''se limitó a rubricar sin pedir explicaciones aquellos escritos que, muy ocasionalmente, se le solicitó que firmara en su condición de socio'' de la compañía Aizoon, de la que era socia al 50 por ciento con su marido, Iñaki Urdangarín.

Publicidad

''Desde el día de su constitución el único administrador de Aizoon fue Don Iñaki Urdangarín, estando completamente al margen de la dirección y gestión cotidiana de la compañía'' la Infanta, aseguran sus abogados en el escrito de 20 páginas. De esta forma, la infanta Cristina ''echa la culpa'' a su marido de los problemas que ha conllevado la gestión y mal uso de la empresa. Entienden que no hay indicios para sostener que doña Cristina fuera ''ni remotamente consciente'' de que su marido podría estar delinquiendo. 

Lo más popular

Miquel Roca y Jesús María Silva exculpan así a su defendida de un presunto fraude de IRPF a través de la empresa en los años 2007 y 2008, alegando que no tuvo ''ninguna intervención en el cumplimiento de las obligaciones contables y fiscales de Aizoon''. Señalan, además, que ''dado que la confianza entre los cónyuges era plena, nunca se celebraron formalmente juntas de socios''.

Los abogados admiten que su defendida pudo percibir bienes que se dedujeron como gastos en Aizoon pero señalan también que no hay indicios de que ella los adquiriera, algo que ven lógico porque tiene ''múltiples ocupaciones y nulos conocimientos de fiscalidad''. "Tan intensa vida personal, institucional y profesional impedía a doña Cristina estar al corriente de múltiples gestiones directamente vinculadas con la economía familiar", asegura el escrito: "En ese escenario, Aizoon desempeñaba un papel absolutamente marginal, al que ella ni dedicaba ni podía dedicar la menor atención".

El escrito se ha presentado en el último día fijado por el juez Castro para presentar alegatos. A partir de ahora los escritos se sumarán a la Audiencia Provincial de Palma, que deberá iniciar los pasos para abrir juicio oral.

Por su parte, el exsocio de Iñaki Urdangarín, Diego Torres, ha presentado cerca de 500 páginas de correos electrónicos con los que trata de probar que toda la Familia Real estaba al corriente de lo que se movía en Nóos. Torres pretende que sean llamados a declarar los reyes Juan Carlos y doña Sofía, la infanta Elena y su exmarido, Jaime de Marichalar, y el rey Felipe.