Urdangarín pone para su fianza la mitad del palacete de Pedralbes

El duque de Palma ha presentado ante el juez, a través de su abogado, la relación de sus propiedades para su embargo. Horas antes, Iñaki y Cristina sorprendieron saliendo a cenar a un lujoso restaurante de Barcelona de 125 euros el cubierto.

Lo más popular

El abogado de Iñaki Urdangarín entregó este viernes en el juzgado, por no haber depositado la fianza civil de 8,1 millones de euros que el juez José Castro impuso al yerno del Rey, la relación de sus propiedades para su embargo, una acción que puede frenar que el instructor ordene una búsqueda por parte de Hacienda.

Urdangarin comunicó que sólo posee la mitad (la otra mitad es de la infanta Cristina) de la casa-torre de Pedralbes (Barcelona) y del capital social Aizóon, que tiene tres inmuebles en Palma y Terrassa.

Publicidad

La mansión de Pedralbes, adquirida por los duques de Palma por 5,8 millones en 2004, tiene una hipoteca a 30 años con La Caixa, que cubrió casi la totalidad del importe de la compra. El instructor reclamó a la caja los informes periciales del crédito y cómo se desarrollo la compra de la vivienda de más de 700 metros cuadrados sobre un solar de 2.124. Los duques de Palma destinaron más de dos millones a reformar completamente la vivienda familiar.

Lo más popular

A través de la inmobiliaria Aizóon, Urdangarín y la Infanta adquirieron una casa con planta baja en Terrassa (Barcelona) por 231.000 euros, también con hipoteca. Otra inversión se concretó en Palma con la compra de dos apartamentos (de 65 metros cuadrados), con aparcamientos y trastero por 391.850 euros, con hipotecas del BBVA. En la causa judicial consta que Urdangarin adquirió un terreno rústico en Bergara (Gipuzkoa) de 30.000 euros. En el sumario del caso Nóos están relacionadas las inversiones bursátiles y el capital de compañías de las que fue consejero.

El antiguo socio del duque de Palma Diego Torres ya presentó en el juzgado meses atrás la relación de su patrimonio y el de su esposa,  Ana Maria Tejeiro, coimputada: un chalé adosado en Sant Cugat (Barcelona) comprado con un crédito por 1,2 millones, y tres pisos en Palma adquiridos con la firma Nóos Consultoría de un valor catastral de 90.000 euros. El juez ha bloqueado una cuenta en Suiza del matrimonio con 960.000 euros.

Los duques, de cena de lujo en Barcelona

Horas antes de que el abogado de Urdangarin entregase la relación de propiedades del Duque, Iñaki y Cristina sorprendieron saliendo a cenar, en la noche del jueves 7 de febrero, a un exclusivo restaurante barcelonés, Vía Veneto, de alta cocina, donde el cubierto ronda los 125 euros, con platos como huevos de Calaf a baja temperatura con trío de patatas, a 38,50 euros. 

La presencia de los duques de Palma en este local, al que acudieron cogidos de la mano y sin esconderse a la hora de sentarse a la mesa ante los numerosos comensales que allí cenaban, cobra mayor importancia ya que días antes Iñaki Urdangarin había recurrido la fianza de responsabilidad civil de casi 8,2 millones de euros por su imputación en el 'caso Nóos' argumentado que se vería abocado a un "injusto empobrecimiento".  

Esta salida noctura de Iñaki y Cristina se enmarca también en la posición de la Infanta de dejar claro que su matrimonio está por encima de todo y que su marido, del que es su único apoyo, está por encima de su título y vinculación real, y que, a día de hoy, es imposible que se cumplan los rumores sobre una separación.

A la salida del restaurante, un fotógrafo esperaba a la pareja, pero los escoltas le pidieron que no realizase fotografías.