Felipe y Letizia vuelven a escaparse juntos, esta vez a la función de teatro 'Toc toc'

Gracias a un mensaje del portal entradas.com, nos hemos enterado de que los Príncipes de Asturias han vuelto a hacer vida normal juntos y recuperar rutinas, esta vez con una escapada al teatro, tras un verano un tanto extraño de la pareja real.

Con este tuit de entradas.com ("El Príncipe Felipe y Doña Letizia como dos espectadores más, entrada en mano, disfrutando de #TocToc5"), nos hemos enterado de que los Príncipes de Asturias han retomado su vida normal de casados, con escapadas de fin de semana al cine, al teatro o de cena con sus amigos, tras un extraño verano de idas y venidas por separado a Mallorca y a Suiza.

Después de que pudiéramos verlos muy unidos y sonrientes en Buenos Aires, donde Felipe encabezaba la fallida candidatura de Madrid a los Juegos Olímpicos de 2020, la pareja real ha continuado dando esa imagen feliz frente a los rumores que apuntaban a una crisis matrimonial.

Publicidad

Entonces, Letizia (que este domingo cumple 41 años) no escatimó gestos cariñosos de todo tipo hacia su marido, después de conocer que, tras su contundente, cariñoso e incluso familiar discurso de apoyo a la candidatura española ante los miembros del Comité Olímpico Internacional, Madrid era eliminada en la primera criba y los JJ.00. 2020 iban a parar finalmente a Tokio.

Este viernes, el mismo día que sus hijas empezaban el colegio, Felipe y Letizia, muy aficionados al cine y la música, optaron por el teatro para asistir a una obra cómica titulada 'Toc toc', que en su regreso recientemente a Madrid cumple su quinta temporada en el Teatro Príncipe.

Lo más popular

Tras la representación, en la que los Príncipes volvieron a pasar bastante desapercibidos, como suele ser habitual en sus salidas a espectáculos, posaron para una foto con los miembros de la función (Fran Sariego, Miguel Foronda, África Gozalbes, Ana Frau, Inge Martín y Sara Moros).

Esta obra, que se está representando simultáneamente en Madrid y Barcelona, así como en siete países de América Latina, se ha convertido en un fenómeno teatral en todo el mundo. Los actores han estado en permanente contacto con especialistas y afectados en Trastornos Obsesivos Compulsivos para asesorarse a la hora de crear sus personajes: seis pacientes con TOC que se conocen en la sala de un afamado psiquiatra con el fin de solucionar sus problemas.