A Beatriz de Inglaterra se le complica salir del coche

Con un look muy arriesgado, compuesto por encajes y transparencias, llegaba la princesa Beatriz de York al centro de Londres​.

Lo más popular

La princesa Beatriz de York vivió en Londres un momento de lo más atrevido. La nieta de la reina Isabel II, que se desplazó en coche hasta el centro de la capital londinense, consiguió, nuevamente, acaparar todos los flashes. La hija del Príncipe Andrés y de Sarah Ferguson lo tuvo difícil para salir del cohe. Iba en el lado del copiloto con bolsas colocadas en sus pies, lo que le dificultó la salida del vehículo.

Publicidad

Beatriz de Inglaterra, que es sexta en línea de sucesión al trono británico, llevaba en esta ocasión un vestido azul marino con transparencias y encajes. De complementos, se decantó por un clutch del mismo tono y unos zapatos de salón.

El look ceñido, que marcaba a la perfección sus curvas, tenía un corte uniforme en la parte inferior. Asimismo, el cuello, que tenía una forma redondeada, contaba con un volante con el mismo diseño que el resto del vestido.