Katherine Heigl: “Mi marido es fantástico cambiando los pañales”

La actriz deja la bata azul de la serie “Anatomía de Grey” y se cuelga una pistola y unas esposas en su nueva película, “La cazarrecompensas”. Mientras la rodaba se enteró de que había nacido su hija adoptiva. Con ella hablamos de su lado más personal.

Lo más popular

A medida que pasa el tiempo, las caras se van renovando entre las estrellas de Hollywood, y Katherine Heigl parece haber encontrado el lugar vacante en las comedias que hace tiempo abandonaron actrices como Julia Roberts, Meg Ryan, Sandra Bullock...

La joven cambió la televisión, donde se dio a conocer con la serie “Anatomía de Grey”, por el cine. Y acertó. En menos de dos años ha rodado éxitos como “Killers” con Ashton Kutcher, “Como la vida misma” con Josh Duhamel y “Noche de fin de año” con Robert De Niro, Sarah Jessica Parker y Zac Efron.
 Y hablando de renovaciones, Katherine Heigl también cambia, en cierta medida, su “look” en la nueva película “La cazarrecompensas”, dejando atrás el color rubio de su pelo por un color más oscuro... y un futuro brillante.

Publicidad

-Cuénteme la forma más extraña de encontrar un admirador.
-Normalmente comienza con la duda más incómoda de alguien que me pregunta: “¿Será quien creo que es?”. Me ponen en problemas, porque no sé si soy realmente quien creen que soy. No puedo decirles “sí” y que ellos digan “¡es Ashley Judd!” (risas). Por eso prefiero decir siempre “no sé... ¿Quién crees que soy?”. Si dicen “Lío embarazoso” o “Killers”, les digo que sí, soy yo. Lo peor es cuando piden a mi marido, mi madre o alguna amiga que nos hagan una foto porque siento que los tratan como a empleados. Pero al final del día, da cierta satisfacción cuando se emociona la gente. Es maravilloso.

Lo más popular

-La maternidad debe ser más maravillosa que la fama, ¿los primeros cambios de pañales fueron como lo imaginaba?
-Todos dicen que es difícil, pero nosotros somos bastante rápidos. Tres pasos y listo.

-¿Cómo lo lleva su marido, Josh Kelley?
-Es fantástico con los pañales. Hubo un momento en que nos peleábamos por ver quién era mejor, quién controlaba la situación. Él se involucra tanto que a veces siento que no es muy apropiado.

-Entre tantos pañales queda completamente descartado el “desnudo de los sábados” que tuvo con Ashton Kutcher en la película “Killers”.
-(Risas). La verdad, es muy difícil con la niñera y la pequeña en casa. Creo que mi marido debe de pensar: “Dios, no podemos tener nunca la casa para nosotros”. Pero podemos delegar para quedarnos en el piso de arriba, esperando que nadie venga si tenemos nuestro “desnudo de los sábados”.

-¿El bebé lo adoptó antes del rodaje de la película “La cazarrecompensas”?
-Sí, filmamos la película antes de la llegada de Naleigh, pero nos enteramos de que había nacido justo en medio del rodaje.

-¿La agenda de las películas cambiará con la agenda escolar de su hija?
-Por suerte, puedo llevarla conmigo. Aunque tampoco puedo quedarme en hoteles, porque necesito una niñera y un lavavajillas para los biberones. Tengo suerte de estar en una posición en la que puedo pedir un horario que me permita estar con ella por la mañana y dormir de noche.

-¿Los planes de convertirse en madre le llevaron mucho tiempo?
-Siempre quise ser mamá. Hay mucha gente que prefiere no tener hijos. Y no hay nada malo. Pero yo sentía que mi mundo era demasiado angosto. Mi vida ha cambiado pero yo soy la misma. Sigo saliendo con mis amigos o a cenar con mi esposo.

-¿El proceso de adopción es más fácil para los famosos?
-No. Es difícil para todos. Es muy complicado, y mejor que no tengas nada en tus antecedentes que puedan encontrar, porque hacen un millón de investigaciones. Huellas digitales, reuniones, vienen a tu casa... Hay que escribir de todo. La verdad, siento que todos los que quieren tener un hijo deberían llenar un formulario parecido.

-¿Los padres biológicos no pueden aparecer en el futuro y reclamar al bebé?
-No lo creo. La situación en Corea hace que sea  muy difícil mantener un hijo para una mujer soltera. A lo mejor me equivoco, pero creo que necesitan al padre del bebé para tener un certificado de nacimiento.

-¿Ya está pensando en el hermanito?
-No. Quiero pasar todo el tiempo con Naleigh, pero mi esposo piensa que igual necesitamos un pequeño “amiguito”, como él lo llama.  Hablé con su madre y me contó que tuvieron a su hermano menor, Charles, para que tuviera un amigo en la vida. Me parece increíble. ¿De verdad la madre pasó por todo eso sólo para que él tuviera un amigo? Veo esa relación y la relación que yo tengo con mis hermanos y sé que también quiero lo mismo para mi hija.

-¿Adoptaría el segundo o buscaría un hijo biológico?
-No descartamos nada.

-Y cambiando de tema, ¿ha visto la nueva temporada de “Anatomía de Grey” sin usted?
-No la vi, pero me contaron lo que está pasando y me encantó. No sabía que Meredith estaba embarazada.

-Trato, pero por lo visto respondo bastante bien a los personajes de mujeres neuróticas.