Ortega Cano sale por tercera vez de prisión

El torero ha abandonado la cárcel de Zuera acompañado por su mujer, Ana María Aldón, para disfrutar de su tercer permiso de seis días

En la mañana de este 2 de abril Ortega Cano ha salido de la cárcel de Zuera acompañado de su mujer, Ana María Aldón. Durante los próximos seis días, el torero disfrutará de su familia en el que ya es su tercer permiso penitenciario.

A lo largo del día Ortega Cano viajará a Benidorm, donde tiene un negocio propio, una cafetería regentada por sus familiares. Allí se celebrará una fiesta de inauguración. A su llegada a la prisión, Ana María confesaba que "tienen muchos planes para estos días".

Publicidad

A su salida de la cárcel el viudo de Rocío Jurado ha atendido con amabilidad a los periodistas que le esperaban a la salida. Se ha mostrado feliz de poder disfrutar de unos días con sus tres hijos, Gloria Camila, José Fernando y José María. 

Durante su estancia en prisión, Ortega Cano ha confesado que "lo importante es mantener el tiempo ocupado". "Escribo mucho. Siempre me ha gustado escribir y lo hago para que mis hijos, sobre todo el pequeño, sepan las cosas que le ha tocado vivir a su padre", ha dicho.

Lo más popular

El pequeño José María le esperaba en el interior del vehículo y el torero ha ido directo a darle un cariñoso beso. 

Ortega Cano ha confesado que sus mayores apoyos son "mis hermanos, mis hijos y fundamentalmente Ana María", con quien no descarta una boda en la intimidad familiar. "El amor de la familia y el amor de los amigos es lo más importante", ha dicho.

Además, el torero ha comentado la posibilidad de volver a salir al ruedo para participar en una corrida benéfica por los afectados del Ebro.

Próximamente el torero podría recibir el tercer grado. El informe de instituciones penitenciarias es favorable, ya tiene la concesión del certificado de buena conducta y todo está en manos del juez, que tiene la última palabra.

Cuando obtenga la libertad condicional, Ortega Cano podrá ver a su familia a diario, aunque tendrá que dormir cada noche en un centro de inserción social. El lugar elegido podría ser el Centro Victoria Kemp, en Madrid. "Mis hijos y mi casa están en Madrid, por lo que me gustaría estar ahí", ha afirmado Ortega Cano.