Willy Toledo: ''Una depresión profunda me ha tenido cinco meses encerrado en casa''

El actor y activista político se ha sentado este domingo en el sofá de Pepa Bueno, donde ha hecho una de las confesiones más íntimas de su vida: hace menos de un año sufrió una gran depresión.

Lo más popular

Willy Toledo ha sido uno de los invitados que se ha sentado este domingo en el Sofá de Chéster –caracterizado para la ocasión con una imagen del Ché– para charlar con Pepa Bueno sobre su vida. Toledo, uno de los actores más polémicos de este país, además de su compromiso con la cultura se ha embarcado en una nueva aventura política como tertuliano en el programa ‘'Un Tiempo Nuevo’', conducido por Sandra Barneda.

Publicidad

Pepa Bueno preguntó al actor sobre todas sus palabras vertidas a través de las redes sociales sobre temas relacionados con política nacional, pero la declaración que más sorprendió fue, sin duda, la depresión que ha sufrido el actor.

Willy Toledo se desnudó ante Pepa Bueno y habló abiertamente de la depresión que ha sufrido hace menos de un año: ''Hace diez meses tuve una depresión profunda, toqué fondo, ya sé que jamás volveré a ese lugar, fue duro, terrible, pero ha sido una experiencia importantísima en mi vida. Paré las máquinas, me estacioné, punto muerto y me dio tiempo una vez que salí de aquello con tratamiento y con la ayuda brutal de mi madre. Mi madre me ha dado la vida dos veces, me ha dado a luz dos veces. Cuando nací en el 70 y en los últimos dos años que me sacó de ahí'', afirmaba el actor. Eso sí, nunca pensó en quitarse la vida: “En ningún momento pensé en tirarme por la ventana, pero tampoco sentí miedo porque me dejara de latir el corazón''.

Lo más popular

Según ha relatado Toledo a Bueno esta depresión se debió a varios motivos: ''Influyeron muchas cosas, una relación amorosa que tuve bastante tóxica para mí, mucho tiempo sin trabajar, no encontraba trabajo, la situación… a mí me afecta mucho la situación de nuestro país y del mundo en general, me hace sentir muy triste y me desespero, me duele el mundo''.  

El actor se fue alejando poco a poco de sus amigos más íntimos. Pero también cuenta que después de esta situación tan caótica por fin pudo ver la luz al final del túnel gracias a su madre: ''Un día mi madre me empieza a cuidar, a comer bien, compañía, amor, empiezo a recibir amigos, empiezo a sonreír, contactar y recibir y dar el amor que todos necesitamos. Sí, estoy preparado para el amor de pareja, tengo muchas ganas. Muchas ganas a ver si…''

Ahora el actor ya está recuperado de esta depresión que le mantuvo más de cinco meses encerrado en su casa sin salir y quizás con más ganas de nunca de seguir luchando y trabajando.