Luis Rollán se derrumba en directo y pide perdón

​El periodista se sentó en 'Sálvame Deluxe' para defenderse y aclarar las acusaciones del que fue su amigo, Jordi Martí, sobre la traición a Laura Matamoros y su hermana pequeña Irene. Fue el padre de ambas el que se mostró más crítico y duro con el invitado.

Lo más popular

Luis Rollán tuvo que dar explicaciones en el plató del 'Deluxe' ante las polémica fotografías de Laura Matamoros y de su hermana pequeña, Irene, paseando por las calles de Barcelona, que publicó la revista '¡Qué me dices!' en portada.

El periodista ha sido acusado por su examigo y fotógrafo Jordi Martí de haberle dado la información de dónde estaban las hermanas Matamoros para luego vender las instantáneas y cobrar un tanto por ciento de la venta. Además de contarle datos de otros famosos a los que habría traicionado por dinero.

Publicidad

Finalmente, Rollán entonó el 'mea culpa' y confesó que sí le había dado el chivatazo al que fue su amigo por  "echarle una mano". "Pido perdón si me he equivocado. Y se lo pido a Laura Matamoros", confesó el periodista aunque aseguró no haberla traicionado.

Luis dijo que Jordi Martí le tenía chantajeado con contar cosas de su vida privada. El miedo a que desvelara datos íntimos fue la causa de su comportamiento. "Jordi ha ido contando que mi marido me había pegado, que me había partido una vela en la cabeza, que me dio con un bate de béisbol. Habla de conflictos familiares, de infidelidades, de cosas que se hace en una cama, que lo que se hace en una cama se queda en mi cama", confesó muy afectado.

Lo más popular

Luis Rollán se derrumbó cuando habló sobre su enfermedad. "Lo último que ha dicho ha sido que me he inventado una enfermedad. Se lo has ido diciendo a medio Telecinco", aseguró entre lágrimas. Incluso llevó los papeles médicos pero sus compañeros se negaron a verlos porque le creían. Fue María Patiño la que guardó la carpeta que contenía la información.

Al parecer, Martí debía dinero a un amigo en común de ambos. Al negarse a pagar, Luis se hizo cargo de la deuda ya que él le había presentado al misterioso amigo. Por este motivo, aceptó una parte del dinero que Martí se embolsó por las imágenes de las hermanas Matamoros. "Reclamé el dinero porque me metió en un asunto que no me correspondía", contó el invitado.

Fue el progenitor de las jóvenes, Kiko Matamoros, el que se mostró más incrédulo y crítico con Rollán. "Has vendido a mis hijas para ganar dinero", le dijo muy enfadado el colaborador. Asimismo, Matamoros le espetó que dar la ubicación para que hagan unas fotos a sus amigos sí es una traición que calificó como "golfería". A lo que el periodista le respondió: "Me tenía cogido por los huevos".