Gil Salgado: "María Jesús Ruiz ha sido mi peor condena"

​El empresario habla por primera vez después de su paso por prisión sobre su expareja, la que fuera Miss España 2004.

Lo más popular

José María Gil Salgado ha dado su primera entrevista después de salir de prisión y se la ha concedido a Kike Calleja, reportero de 'Sálvame'. El empresario se siente feliz por estar ya en libertad pero esta felicidad se ve empañada por su expareja, María José Ruiz. "Llevo 5 meses sin saber nada de mi hija, absolutamente nada", confiesa emocionado. La expareja tiene una hija en común, Alba, que nació cuando su padre estaba entre rejas, en 2015.

Publicidad

"Tengo dos condenas firmes, una de cárcel que ya he cumplido, y otra que aún estoy pagando: haberla conocido a ella", ha dicho Gil Salgado, que se ha mostrado firme contra la exmiss asegurando que ha "saqueado" sus cuentas, unos 200.000 euros. Además, dice que ella ha cometido "barrabasadas" y "se ha adueñado de cosas", acusaciones que asegura puede demostrar.

Lo más popular

El empresario cuenta que María José le dejó cuando estaba en la UCI. Al parecer, él le cogía la mano y ella se la quitaba. Más tarde, le dijo que no quería estar con él y que estaba "con otro tío". "Me dejó allí tirado", asegura a Kike Calleja. El periodista le ha preguntado que si pagó por conocerla, a lo que ha respondido que a eso no iba a contestar en ese momento.

Durante la entrevista, se emociona cuando habla de su hija, a la que no está viendo crecer día a día. También se arrepiente de haber estado 6 años sin hablar con sus hijos mayores y con su madre "por darle su sitio a ella".

José María Gil Salgado y María Jesús Ruiz en 2012.

Pero estas duras acusaciones han tenido respuesta por parte de María José. La exmiss ha hablado por teléfono con la redacción del programa y ha confesado que está "agotada de este señor" que "está endemoniado". Respecto a las visitas a su hija, cuenta que no puede mandarle un mail un sábado por la tarde para ver a la niña el domingo por la mañana.

Está harta de que utilice los medios "como instrumento" para acusarla de cosas que no ha hecho como robar, animándole a que lo demuestre. Su tono de voz se ha elevado al confesar que "es muy fuerte, tremendamente fuerte" lo que ha dicho sobre cómo se conocieron.