Lucía, la madre de Alba Carrillo, rompe su silencio en 'Sálvame Deluxe'

​La progenitora de la ex de Feliciano López arremete contra la familia del tenista y cuenta toda su verdad.

Lo más popular

Lucía Pariente, madre de Alba Carrillo, se ha sentado en 'Sálvame Deluxe' para defenderse de los ataques en la sombra que están sufriendo tanto su hija como ella por parte de la familia de Feliciano López. "Vengo dispuesta a defender a mi hija. Estoy muy cansada de que la gente diga que es inestable", ha comenzado diciendo nada más encontrarse con Jorge Javier Vázquez.

Ya en plató, Lucía ha asegurado que tiene ganas de contarlo todo. "Estoy a gusto porque espero que a través de lo que yo os diga os trasmita lo que estamos sintiendo", señala. "Todos estamos intentando entender los ataques… Por fin preguntan también a la familia de Feliciano. He sido parte de todo esto porque voy a recoger a mi nieto", se lamentaba.

Publicidad

La progenitora de la modelo ha sentenciado que ya no encuentra atractivo al tenista. "Ya no lo veo guapo. Creo que ha perdido. Cuando los deja mi hija, se estropean", ha afirmado. Lucía ha recordado que los problemas graves llegaron nada más llegar del viaje de novios. "Me ha dicho que coja mis cosas. Que esto no es la 'Pensión Lolita'", asegura que le dijo el tenista a su hija al llegar a casa.

Lo más popular

Al parecer, los problemas se originaron después de que discutieran por la supuesta fiesta descontrolada que vivió el tenista antes de casarse. "La despedida de soltero fue todo un despelote", señala.

"Feliciano tiene toda la culpa de que Alba fuera ingresada", afirma Lucía, después de recordar que en una de sus discusiones de pareja Alba Carrillo tuvo que ser ingresada en la Clínica López Ibor. "No creo que estuviera enamorado. Quererla, sí. Creo que fue un capricho", sentencia desairada.

Jorge Javier ha querido interesarse por la polémica suscitada desde que se asegurara que Lucía se metía tanto en la relación de la pareja, que incluso habría dormido en la cama del matrimonio. "No veo tanta importancia de que yo haya podido quedarme a dormir con mi hija en su cama", ha señalado.

Mucho se ha hablado sobre el temperamento de Lucía, asegurando la protagonista que jamás ha llegado a insultar al tenista. "Lo más duro que le he dicho a Feliciano es que es un pobre hombre", ha afirmado, antes de recordar que tan solo le echó en cara las fotografías, previas a la separación, de él con otra mujer en Miami.

Lucía también tuvo duras palabras para los que fueron sus consuegros. "'Tú eres una tonta a las tres', le decía la madre de Feliciano a mi hija delante de mí", ha recordado, antes de tirar por tierra la capacidad de trabajo del padre de Feliciano. "El padre de Feliciano no sabe ni lo que es la palabra destornillador", ha afirmado.

"Feliciano me pedía muchos consejos", ha asegurado para dejar constancia de que no siempre se ha llevado mal con su yerno. "Feli al principio se partía la vida por ella... Hubo un antes y un después desde que se empezó a inmiscuir la familia".

Gemma López ha querido saber cuál de los dos hombres importantes en la vida de su hija la ha hecho más feliz. "Feliciano es el que más infeliz ha hecho a mi hija", ha señalado. "Creo que Feli se portó mal con mi hija".

Publicidad

Kiko Matamoros ha sido el colaborador más duro con Lucía. De hecho, fue él el que aseguró que la madre de Alba Carrillo practicaba las artes de la brujería. "En mi vida he practicado la magia negra, aunque a veces me gusta echar las cartas", ha sentenciado.

"La mayor tortura para mi hija fueron los 45 días sin dormir desde que se fue de casa Feliciano", recuerda la madre de la modelo, asegurando que ese fue el motivo de que tuvieran que ingresarla en un centro psiquiátrico.

Ante los ataques de Matamoros, Alba Carrillo ha querido entrar en directo para defender a su madre: "Me he equivocado en una cosa. Antes de salir de casa le he dicho a mi madre que se controle. Ante lo que está pasando, le pido que saque todo lo que hemos vivido mi familia…". Llorando y muy alterada, ha querido dirigirse a Matamoros. "Sí, yo le he pedido a mi madre que no hable de Fonsi. Es el padre de mi hijo, y muy bueno", ha afirmado.

La situación se fue calentando, llegando a discutir fuertemente Matamoros y Pariente durante una pausa publicitaria. "Eres una difamadora profesional", le ha espetado Kiko Matamoros, después de que durante la discusión en los pasillos Lucía se haya explayado a gusto atacándole.

"Os pido perdón. Habéis sufrido mucho por mi culpa. Aunque esta entrevista no le guste a nadie, a mí me está gustando", ha apuntado Alba Carrillo. La modelo no ha querido reconocer que ha perdido una de los enfrentamientos que mantiene con el tenista en los juzgados. "No te han dado la razón y has tenido que pagar las costas", le ha recordado Patiño.