Kiko Matamoros: "Si mi hijo ha obrado mal, tendrá que apechugar con las consecuencias"

​El colaborador ha dado sus primeras declaraciones tras la supuesta agresión de su hijo a su expareja.

Lo más popular

Kiko Matamoros ha hablado por primera vez tras la detención de su hijo Diego la madrugada del lunes. El hijo del colaborador fue denunciado por su expareja, Tanit, que le acusaba de amenazas y agresiones. La Guardia Civil le detuvo por la demanda que interpuso la madre de su hija Adara, por presuntos malos tratos.

Esta tarde, el colaborador ha contado cómo se siente. Lo primero que ha querido dejar claro es que "ni avalo ni aplaudo ni respaldo comportamientos de mis hijos que no sean los correctos y vale para todo y para todos". Una vez dicho esto, Kiko asegura que si su hijo "ha obrado mal, tendrá que apechugar con las consecuencias".

Publicidad

Es una situación muy complicada para toda la familia pero sobre todo para Diego, que "está jodido", como confiesa su padre. Además, ha matizado que "no se ha celebrado ningún juicio". A pesar de su mala relación, el colaborador está muy pendiente de cómo se desarrollan los hechos y está en contacto permanente con su abogada y con su hija Laura: "He podido hablar con él pero no he querido. Claro que me preocupo, es mi hijo".

Lo más popular

"Diego ha prestado declaración, se ha derivado a Pozuelo y al juzgado número 2, que es el que está especializado en violencia de género. Tanit ha presentado un parte de lesiones que no se corresponde con los que se han publicado. Y afortunadamente, son lesiones leves. Hay una contusión en la zona nasal, pero el origen puede ser lo que ella denuncia u otra cosa", ha explicado Kiko.

Artículos relacionados

Al parecer, y según ha contado Kiko, han declarado 3 testigos. No sabemos la actual pareja de Tanit podría ser uno de ellos, que "no ve nada porque se da la vuelta y sale corriendo". La expareja de Diego no ha querido hablar con su exsuegro: Kiko: "La llamé ayer pero me dijo que no quería hablar. La conozco de tres cenas y cuando dio a luz en el hospital".

Respecto a la hija que tienen en común, Adara, su abuelo sabe que esta situación puede condicionar la relación con su padre. "Yo sé que desde el principio la relación con su hija no ha sido fácil, aunque él la adora", ha contado Kiko.

El marido de Makoke no ha querido hablar demasiado del tema porque "hay cosas que me cuesta creer y que no tienen un soporte lógico" .