Anabel Pantoja, ajena a la polémica, se escapa a Roma

La colaboradora ha decidido hacer una escapada a tierras italianas, y ha tenido muy presente a sus seguidores, a quienes les ha dedicado un bonito gesto.

Anabel Pantoja, ajena a toda la polémica creada en torno a Chabelita, se ha escapado a la ciudad eterna para visitar a una amiga.

Publicidad

Se escapa a Roma

La colaboradora de 'Sálvame' ha huido de toda polémica con el tema de Chabelita poniendo tierra de por medio. Se ha escapado nada más y nada menos que ¡a Roma!

Allí ha ido a visitar a una amiga y no ha dejado rincón sin ver, hasta ha tenido tiempo de dedicar un gesto a sus seguidores.

Publicidad

Visita el Vaticano

"Me he pasado de parada de metro y mirad dónde he acabado...en el Vaticano", cuenta Anabel en sus redes sociales. Desde ellas ha compartido varias imágenes de un viaje que podemos deducir ha sido, cuanto menos, para repetir.

Publicidad

Un gesto con sus seguidores

Ni en Roma se ha olvidado de los que la quieren, así que no ha dudado en cumplir una promesa que les hizo; tirar una moneda a la Fontana di Trevi por ellos.

Y así lo ha hecho; "Por todos los que me pedistéis que lanzara una moneda a la fontana".

Publicidad

La temperatura idílica

"Hace 12 o 15 grados", cuenta Pantoja. Y qué mejor plan para temperaturas agradables en invierno que disfrutar de una cerveza y un sandwich en una plaza romana...así lo ha hecho.

A cada paso que ha dado por la ciudad eterna ha comentado "qué maravilla", no es para menos.

Publicidad

No se olvida de sus "obligaciones"

Y entre tanto paseo y visita cultural, le ha sobrado tiempo para recordar un sorteo que tiene vigente en las redes sociales. ¡Esta chica está atenta a todo!

Publicidad

Visitas obligadas

Con una temperatura envidiable y un sol radiante la visita se ha hecho mucho mejor. Anabel no ha olvidado los lugares turísticos de visita obligada en Roma, y ha compartido con sus seguidores este fotón desde el Coliseo.

Publicidad

Disfrutando de la gastronomía

Pero no todo iba a ser pasear, también hay que reponer fuerzas. Y en Roma nada mejor que una buena pizza italiana para hacerlo, esta se ha metido la Pantoja entre pecho y espalda. No tenemos ni que preguntar si estaba buena...la foto habla por sí sola.