Mick Jagger, sus hijos y sus nietos despiden a L'Wren Scott, que le deja 9 millones de dólares

Ocho días después de haber sido hallada muerta en su apartamento de Nueva York la diseñadora L'Wren Scott era enterrada en una ceremonia íntima en Los Ángeles por expreso deseo de su novio, el Rolling Stone Mick Jagger. El cantante recibirá 9 millones de euros de herencia.

Lo más popular

Arropado por sus compañeros de banda, Mick Jagger, líder y vocalista de los Rolling Stones, despedía este 26 de marzo para siempre a quien había sido su pareja en los últimos 13 años, la diseñadora L'Wren Scott, que el pasado 17 de marzo se suicidaba a los 49 años en su apartamento de Nueva York.

Por deseo del cantante, las cenizas de la modista y exmodelo, que era incinerada, descansará para la eternidad en el Hollywood Forever Cemetery de Los Ángeles, el cementerio la ciudad en la que él tiene fijada su residencia, para poder estar más cerca de ella.

Publicidad

La ceremonia de despedida fue muy íntima y sólo asistieron unas sesenta personas, entre éstas los hijos y nietos de Jagger, los Stones, así como otros familiares de la diseñadora. Entre las celebrities se encontraba una de sus grandes clientas, la actriz Nicole Kidman, que acudía acompañada de su esposo, el cantante, Keith Urban, así como el músico Bryan Adams.

En el sepelio, Dave Stewart, cantante del desaparecido grupo Eurythmics, tocó con la guitarra el himno gospel 'Will the Circle be Unbroken', que cantó Bernard Fowler. Además, Karis Jagger, la hija mayor de Mick Jagger, leyó varios poemas, al igual que la actriz Ellen Barkin. Otra hija del Rolling Stone, Jade, y dos de sus nietos, Mazie y Zak, fueron los encargados de leer los salmos.

Lo más popular

Jagger y su herencia millonaria
Aunque todavía no se sabe a ciencia cierta los motivos que llevaron a L'Wren Scott a quitarse la vida, ya que no dejó nota de suicidio, todo apunta a los problemas económicos que afronta su firma de moda como detonante de su drástica decisión.

Ahora también se ha conocido su testamento, que llega con polémica, puesto que dejó establecido a Mick Jagger como heredero universal de su fortuna, valorada en 9 millones de dólares, según ha informado el New York Post. El cantante recibe de su novia un apartamento en Manhattan valorado en 8 millones de dólares a lo que hay que sumar otro millón más en joyas, ropa, coches y otros objetos personales, así como su seguro de vida.

Según el diario estadounidense, L'Wren dejó escrito que no quería que ni su hermano Randy ni su hermana Jan vieran un céntimo de su legado: "He omitido intencionadamente la herencia para cualquier otro de mis herederos que esté con vida en el momento de mi muerte", publica el Post.