Chicas que se hacen las malas

Muchas de las jóvenes celebrities del momento han decidido dejar atrás la imagen de niñas buenas y responsables con las que se labraron la fama y apuestan por ser 'chicas malas' para aumentar su fama. Muchas VIPS están encantadas de que la polémica les persiga, cuya moda comenzaron estrellas como Britney Spears y Christina Aguilera -que ya parece que han sentado la cabeza- y la siguieron Avril Lavigne y Katy Perry. Lady Gaga, Rihanna, Lindsay Lohan y Cara Delevingne también son 'rebeldes sin causa'. La última en sumarse a este selecto club ha sido la exchica Disney Miley Cyrus, a quien le encanta el escándalo.