Suzy Favor, la atleta olímpica que se convirtió en prostituta de lujo

La atleta, que participó tres veces en unos Juegos Olímpicos, tras su fracaso en Sydney se convirtió en 'Kelly Lundy', una prostituta de lujo.

Su nombre es Suzy Favor Hamilton y se hizo famosa por participar en los Juegos Olímpicos de Barcelona, Atlanta y Sydney, los años 1992, 1996 y 2000, como atleta de medio fondo; sin embargo, ahora es conocida por Kelly Lundy en el mundo de la noche. Tras sus triunfos como deportista, llegó el fracaso, el que le hizo hacerse un hueco en Las Vegas como prostituta de lujo.

La atleta de Wisconsin relata ahora, en el libro "Chica rápida: una vida huyendo de la locura", cómo ha cambiado su vida en los últimos años. Relata Suzy que en la final de 1.500 de los JJ.OO. de Sydney, tras clasificarse con su mejor tiempo, llegó su fracaso. Perder el equilibrio y ver que la "medalla se esfumaba" le hizo caer hasta lo más profundo. De hecho, confiesa que se sentía como "lo peor".

Publicidad

Precisamente fue en la ciudad australiana donde comenzó a practicar sesiones de sexo que le llevaron, en su regreso a Estados Unidos, a dejar el deporte. En 2011 entendió que podía dejar de tener sexo "por placer" y hacerlo "por negocio". Entonces, se convirtió en "una acompañante de lujo", ganando 60.000 dólares al día.

Un año después, en 2012, tras tocar fondo, dejó atrás los 600 dólares la hora y enterró para siempre a Kelly Lundy gracias al apoyo de su marido y de su hija de diez años, que siempre estuvieron a su lado.