Adele habla sobre su depresión post parto

​La cantante sentía que ser madre era la peor decisión de su vida.

Lo más popular

Adele y Simon Konecki son una pareja feliz que disfruta de su hijo Angelo James, de cuatro años. Pero esto no siempre fue así para la cantante. Adele sentía que "había tomado la peor decisión" de su vida después del nacimiento de su hijo. "La depresión post parto me asustó", confesó a un medio anglosajón.

Publicidad

"Mi conocimiento del posparto es que no quieres estar con tu hijo. Me preocupaba que pudiera lastimarle o que yo no estuviera haciendo un buen trabajo ", declaró. "Sentí que había tomado la peor decisión de mi vida... Aunque no tomé antidepresivos", ha reconocido Adele. Así pues, animada por su marido, la cantante decidió buscar amigas con las que hablar de su problema. "Sabía que podía sentarme allí y charlar con mis amigos que tenían hijos, y no nos juzgaríamos unos a otros", dice.

Lo más popular

Un aspecto negativo para la cantante es que "ahora tengo miedo de muchas cosas, no quiero morir. Quiero estar cerca de mi hijo ". Aunque los peores momentos como madre los pasa cuando tiene que trabajar: "A veces me siento culpable porque estoy haciendo un viaje. Aunque mi hijo está conmigo todo el tiempo". Y es que la cantante ha confesado que le encanta dedicarse a su pequeño. "Siempre tratas de compensar cosas cuando eres madre. No me importa, por el amor que siento por él ... No me importa si nunca vuelvo a hacer nada por mí misma", declaró.

Cuando se le preguntó si se sentía "valiente" por tener un hijo en medio de un gran éxito profesional, la respuesta de Adele fue bastante inesperada. "Todos mis amigos y yo nos sentimos presionados para tener hijos, porque eso es lo que hacen los adultos", contestó rotunda.

Por suerte, y tras el paso del tiempo, Adele superó su depresión. "Amo a mi hijo más que a nada, pero me gustaría tener más tiempo para mí", reconoció con franqueza. Uno de los aspectos positivos de ser madre es que le ha hecho dejar la bebida y el tabaco. "Tener una resaca con un niño es una tortura", declaró con sentido del humor y demostrando que su hijo lo es todo para ella.