Brad Pitt, condenado por moroso

​El actor tendrá que pagar 565.000 euros a una artista, a quien encargó unos trabajos de reforma de su castillo en Provenza, donde se casó con Angelina.

Lo más popular

Brad Pitt ha vuelto a perder ante los tribunales. El actor ha sido condenado en París a pagar 565.000 euros a la artista Odile Soudant, debido a un impago que provocó la quiebra de su empresa.

Aunque la decisión judicial fue tomada el 19 de abril de 2017, no ha sido revelada hasta ahora por el diario francés 'Libération'. Según relata este medio, el intérprete encargó a Odile una de las reformas que realizó en el castillo 'La Mansión de Miraval', situado en Provenza, donde contrajo matrimonio con Angelina Jolie.

Publicidad

Brad Pitt contactó con Soudant en 2010 para que desarrollase las tareas de remodelación que tenía en mente. Trabajos que durante tres años fueron ejecutándose sin problemas hasta que el actor suspendió los pagos a la empresa. Al parecer, según recoge 'Libération', esta interrupción podría deberse a los numerosos retrasos y a los elevados costes.

Lo más popular

La compañía francesa dependía prácticamente de las obras que realizaban en Miraval: "Mis cuentas bancarias están al límite, ya no puedo utilizar mi tarjeta de crédito y mi empresa está a punto de quebrar. No te pido que pagues todo, al menos una parte", advirtió la artista antes de que su empresa tuviera que quedar bajo la administración judicial.

Tras tres años de batallas legales, los tribunales franceses han dado la razón a Odile Soudant al considerar que "los retrasos en las obras eran únicamente imputables a la sociedad que la gestionaba". A pesar de que el todavía marido de Angelina Jolie ya está condenado al pago de más de medio millón de euros, aún no se ha visto el final del litigio entre ambos. La artista ha acusado al intérprete de haberse apropiado ilícitamente los derechos de autor de la iluminación de los cuatro edificios que le encargó.

Una resolución que sale a la luz en mitad del proceso de divorcio entre Brad Pitt y Angelina Jolie, que llevan casi un año con los trámites en marcha.