Renée Zellweger por fin lo confirma: "Decidí alterar mi cara y someterme a cirugía en mis ojos"

La actriz, harta de las críticas y rumores sobre sus cambios de imagen, ha escrito una carta en la que defiende sus derechos y su imagen.​

La actriz de 'Bridget Jones' no ha soportado más las críticas y rumores que se ciernen sobre su apariencia y su nuevo rostro y por ello, ha decidido publicar una extensa carta en la que defiende sus derechos. Con una dura crítica a la prensa sensacionalista, Renée ha expresado el problema que supone este tipo de noticias en la sociedad.

Publicidad

Renée Zellweger habla de sus cambios estéticos

La actriz Renée Zellweger, protagonista de la inolvidable 'El diario de Bridget Jones', harta de las críticas recibidas por sus cambios de imagen, ha escrito una carta a todos aquellos medios sensacionalistas que hablan de sus retoques.

"Tengo suerte. Es una bendición elegir una vida artística y tener un trabajo que a veces te permite cambiar las cosas. Merece la pena pagar el precio en tu vida pública, aunque en ocasiones, implica resignarse a la humillación y, otras veces, entender cuándo los silencios perpetúan un problema mayor".

Su acusación

"En octubre de 2014, un artículo publicado en un tabloide informó que posiblemente me había operado para alterar mis ojos. No importaba, era sólo una historia más en la inmensa pila de estiércol que genera cada día la prensa sensacionalista, alimentado por titulares explosivos y gente aficionada a la crueldad cobarde desde sus púlpitos anónimos de Internet... No es que le importe a nadie, pero decidí alterar mi cara y someterme a cirugía en los ojos", añade Renée.

Publicidad

Un debate incómodo

Para la actriz, sus cambios estéticos no deberían importar: "Este hecho no es relevante para nadie, pero la mera posibilidad fue discutida por los periodistas serios y se convirtió en tema de conversación generalizada es una desconcertante ilustración de la confusión entre noticias/entretenimiento y la fijación social por lo físico"...

¿Por qué ha escrito la carta?

"No escribo en protesta por la asquerosa suposición de que el valor de una persona y su contribución profesional se ven devaluadas si presuntamente cede a las presiones sociales sobre la apariencia.

No escribo porque crea que es un derecho individual tomar decisiones sobre el cuerpo propio, sea cual sea el motivo, sin que seas juzgado o juzgada por ello".

Publicidad

"Debo defender las verdades de mi vida"

"Escribo para ser fiel a mí misma, debo defender las verdades de mi vida y porque ver cómo se transforma el rumor de tabloide en verdad es realmente preocupante.

La sensacionalista historia de la 'cirugía de los ojos' por sí misma no tiene importancia, pero catalizó mi inclusión en el consiguiente hilo de noticias legítimas sobre la autoaceptación y las mujeres que sucumben a la presión social para parecer y envejecer de cierta manera", explica Renée.

"Elegir la dignidad del silencio te deja vulnerable"

"En Internet la historia artificial, por su atractivo morboso para las mentes curiosas, se convierte en supuesta verdad en cuestión de momentos, elegir la dignidad del silencio en lugar de involucrarse con el comercio de la cruel ficción te deja vulnerable no sólo al ridículo habitual, sino también a ver la vida de uno asaltada por aquellos que se benefician por el escándalo inventado", añade la actriz.

Publicidad

"Históricamente, el valor de una mujer se ha medido por su apariencia"

"No es un secreto que históricamente el valor de una mujer se ha medido por su apariencia. Aunque hemos evolucionado hasta admitir la importancia de la participación femenina en el éxito de la sociedad, y damos por supuesto que las mujeres también marcan los estándares y todos los puestos de alto nivel e influencia, el doble rasero a la hora de valorar nuestra contribución permanece, y se perpetúa por la conversación negativa que introducimos en nuestro día a día como entretenimiento fácil", concluye la estrella de Hollywood.

Gran cambio de imagen

La actriz Renée Zellweger se ha sometido a numerosas operaciones que han hecho visible un gran cambio en su imagen y es que a sus 47 años, el cambio ha sido radical.

Alegando que durante muchos años, debido a la gran cantidad que tenía de trabajo, había descuidado su imagen, Renée decidió ponerse manos a la obra y éste fue el resultado.

Publicidad

Un sinfín de operaciones

Zellweger parece otra tras haberse achicado las mejillas, retocado la nariz, estirado los párpados y aplicado bótox en la frente.

La actriz, que ha dejado su rostro despejado gracias a un moño alto, ha bajado de peso en los últimos años, algo que hizo que el cambio haya sido aún más notorio.

Contenta con sus cambios

Aunque fueron muchas las críticas recibidas tras la sorprendente operación a la que se sometió, Renée asegura que está encantada de que la vean diferente. De hecho, sus seguidores en las redes sociales han expresado que ahora parece estar más guapa que en la primera aparición pública (octubre de 2014) tras la operación.

En la imagen podemos verla durante el rodaje de la película 'El Bebé de Bridget Jones'.