'El Cordobés' firma los papeles del divorcio con Martina Fraysse

Tras medio siglo juntos, Manuel Benítez 'El Cordobés' y Martina Fraysse ponen fin a su matrimonio de manera definitiva.

Lo más popular

Fue la pasada primavera cuando se hizo pública la noticia de que Manuel Benítez 'El Cordobés' y Martina Fraysse se separaban tras 50 años de feliz matrimonio. Sin embargo, fueron muchos los que creyeron entonces que la ruptura era una simple estrategia del torero para "blindar" su patrimonio (de cerca de 30 millones de euros) frente a Manuel Díaz 'El Cordobés', que tras ganar la demanda presentada ante el torero, era reconocido legalmente como su hijo. 

Publicidad

No obstante, y dispuesto a acallar los rumores sobre su supuesta estrategia, Manuel Benítez se vio obligado a emitir un comunicado en un diario de Córdoba en el que aclaraba que la ruptura con Martina Fraysse era real y no una estratagema.

"Según el Derecho Civil español todo hijo tiene derecho a una participación en la herencia de sus padres y soy plenamente consciente de ello. La demanda de paternidad interpuesta en los últimos meses sólo a mí incumbe y no al resto de la familia", eran algunas de las palabras del comunicado con las que el torero intentaba mantener a su mujer y familia al margen de los temas relacionados con Manuel Díaz.

Artículos relacionados
Lo más popular

Desde entonces, la pareja ha optado por la discrección, no desvelando ningún detalle de su relación, hasta que se ha sabido que Benítez acaba de firmar los papeles del divorcio, tal y como informa el diario 'ABC'.

Manuel Benítez y Martina, en una foto de archivo de sus primeros años de matrimonio

Martina, por su parte, ha decidido pasar el verano en compañía de sus hijos y nietos en Marbella, buscando el apoyo de estos en lo que sin duda es su momento más duro, pues ella y el torero siempre han sido un ejemplo de felicidad y amor.

Mientras tanto, Manuel Benítez sigue sin mantener una relación con su hijo Manuel Díaz, con quien ni siquiera ha llegado a entablar una conversación, según ha llegado a manifestar el torero, que en varias ocasiones se ha lamentado de que sus hijos no puedan disfrutar de su abuelo.