Este sitio web utiliza cookies, tanto propias como de terceros, para recopilar información estadística sobre su navegación y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias, generada a partir de sus pautas de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Más información.

Gambas estilo Nueva Orleans

Un sabor lejano que acercamos a tu mesa de una manera sencilla. Precio por persona: 3 euros. Calorías: 290. Dificultad: baja. Tiempo: 30 minutos.

Un sabor lejano que acercamos a tu mesa de una manera sencilla. Precio por persona: 3 euros. Calorías: 290. Dificultad: baja. Tiempo: 30 minutos.

1 de 4
Gambas estilo Nueva Orleans

Ingredientes (4 personas)

• 2 ajos
• 600 g de gambas
• 60 g de mantequilla
• 3  patatas
• perejil, sal
• 1 cucharada de pimentón picante
• 1 cucharada de salsa barbacoa
• 1 cucharada de salsa Worcester
• aceite de oliva
• 1/2 cucharada de tabasco
• tomillo, 1 limón
• 1 cucharada de salsa de Chile

Publicidad - Sigue leyendo debajo
2 de 4
Paso 1

1. Pelar y quitar el intestino a las gambas. Picar un poco de perejil y un poco de tomillo. Pelar y picar dos ajos. Hacer zumo del limón y rallar su piel.  Poner estos ingredientes en una olla junto con el aceite de oliva, la salsa de Chile, la salsa Worcester, la salsa barbacoa, el tabasco y el pimentón. Poner la olla al fuego cinco minutos. Retirar y reservar. 

Publicidad - Sigue leyendo debajo
3 de 4
Paso 2

2. Salar las gambas, ponerlas en una fuente y cubrirlas con la salsa obtenida en el primer paso. Dejar marinar en la nevera una hora. Poner las gambas con su salsa en una bandeja de horno. Meter a horno precalentado ocho minutos. Retirar y reservar. 

Publicidad - Sigue leyendo debajo
4 de 4
Paso 3

3. Pelar y picar dos ajos. Picar un poco de perejil. Pelar y cortar las patatas en gajos grandes.   Poner una sartén al fuego con la mantequilla, las patatas y el ajo y perejil picados. Mantener a fuego suave hasta que se doren las patatas. Servir las gambas con su salsa y las patatas.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo