Hemos actualizado nuestro Aviso de Privacidad. Puedes consultar el nuevo texto aquí.

Comer sano en la oficina ¡es posible!

En los últimos meses, la tartera o tupper se ha vuelto a poner de moda en las empresas españolas. Pero comer en el trabajo no tiene por qué ser sinónimo de comer rápido o mal. Descubre cómo disfrutar de la comida perfecta sin salir de la oficina ¡y sin gastar un euro de más!

En los últimos meses, la tartera o tupper se ha vuelto a poner de moda en las empresas españolas. Pero comer en el trabajo no tiene por qué ser sinónimo de comer rápido o mal. Descubre cómo disfrutar de la comida perfecta sin salir de la oficina ¡y sin gastar un euro de más!

1 de 10
Al rico táper

¿Tienes que comer fuera de casa todos los días? ¿Sueles comer en restaurantes o prefieres llevar el táper con tu comida? Esta última opción supone un ahorro considerable para aquellos que han de almorzar en el trabajo todos los días del mes. Por esa razón, se trata de una tendencia cada vez más extendida en las empresas de todo el país.

¿Las claves para elaborar un menú sano, económico y apetecible? Un poco de organización a la hora de elaborar el planning semanal y elegir los recipientes perfectos para disfrutar de la comida casera en la oficina como si estuviera recién hecha.

En El Corte Ingles encontrarás las mejores soluciones para transportar la comida de casa al trabajo y garantizar que llega en perfectas condiciones.

 

Publicidad - Sigue leyendo debajo
2 de 10
Menú semanal

Si no quieres tirarte todas las tardes en la cocina, puedes planificar los menús para toda la semana (o para todo el mes) y cocinar un solo día a la semana.

A la hora de almacenar la comida, puedes congelarla en raciones individuales. Prepara una buena selección de alimentos base fáciles de combinar entre sí: arroz, pasta, legumbres, verduras, carnes y pescado, salsas (sofritos, de tomate, de queso).

 

Publicidad - Sigue leyendo debajo
3 de 10
En busca del recipiente perfecto

Los aficionados a los consomés, sopas y cremas saben lo importante que es elegir un buen táper para evitar accidentes.Por eso, apuesta por modelos totalmente herméticos.

Además, ahora hay en el mercado cómodos maletines isotérmicos que te permiten conservar tu comida a la temperatura adecuada hasta el momento de servir.

Maletín isótermico Valira, de venta en El Corte Inglés.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
4 de 10
Microondas, tu gran alidado

Actualmente, la mayoría de las oficinas españolas dispone de un pequeño microondas para aquellos que se quedan a comer en el trabajo.

Este electrodoméstico te permitirá ampliar las posibilidades de comer platos diferentes y equilibrados. Eso sí, ten en cuenta que, si llevas guisos con caldo, por ejemplo, deberás echar algo más de líquido, ya que al recalentarlos pierden parte de su jugo.

 

Publicidad - Sigue leyendo debajo
5 de 10
Ensaladas al dente

Fáciles y rápidas de elaborar y de una variedad casi infinita (de pasta, uvas, legumbres, con queso, frutos secos...) las ensaladas son una opción perfecta para llevar a la oficina. Eso sí, a la hora de prepararlas, recuerda que no debes aliñarla hasta el momento de consumirlas. 

¿Una ensalada te sabe a poco? Apuesta por una cómoda bolsa con espacio para varios tápers que te permita llevar el segundo plato y el postre conservando la temperatura perfecta.

Bolsa nómada: Minilunch (20,50 €), y Lunch Box (25,75 €), de venta en El Corte Inglés.

 

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
6 de 10
Comida equilibrada

Si prefieres tomar un plato único, procura que lleve una parte de alimentos en crudo y otra de alimentos cocinados. 

Recuerda que los expertos en nutrición recomiendan mezclar verduras con hidratos de carbono y proteínas con verduras.

 

 

Publicidad - Sigue leyendo debajo
7 de 10
No a las comidas copiosas

A la hora de calcular el tamaño de tus platos, se recomienda reducir el volumen de las raciones. ¿El motivo? Una comida copiosa puede producir algo de somnolencia e influir en tu rendimiento laboral. 

Publicidad - Sigue leyendo debajo
8 de 10
Bocadillos, una buena opción

Una vez a la semana o cada quince días puedes apostar por un práctico y sabroso bocadillo.

¿La clave para que sea saludable? Procura que contengan proteínas y vegetales (por ejemplo: filete de lomo con pimientos, tortilla francesa con tomate natural…). 

Portabocadillos en varios colores (10,95 €), de venta en El Corte Inglés.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
9 de 10
Alimentos precocinados, con moderación

Son fáciles de cocinar, están muy ricos y no son demasiado caros… por lo que los alimentos precocinados son una tentación difícil de resistir.

Sin embargo, desde el punto de vista nutricional tienen un perfil  bajo, así que no conviene abusar de ellos.

 

Publicidad - Sigue leyendo debajo
10 de 10
La hora del postre

Una pieza de fruta fresca (naranja, manzana, pera, uvas…) es una opción perfecta para completar un menú equilibrado.

Siempre que sea posible, es recomendable llevar la pieza entera, sin pelar y sin trocear. Si quieres innovar, prueba a mezclar en un bol tus frutas preferidas con un poco de yogur natural. ¡Delicioso!

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo