Miedo al dentista, las claves para superarlo

El temor a ir al dentista sigue siendo frecuente. El 15% de las personas evita ir a la consulta por miedo al dolor. Toma nota de unas pautas de relajación.

Miedo al dentista
Getty Images

Aún es común el temor a ir a la consulta del dentista. Este miedo puede convertirse en odontofobia cuando genera síntomas fisiológicos como temblores, sudoración, ansiedad e incluso alteraciones del sueño. Según un estudio de Sanitas Bucodental, el 14,9% de los encuestados admite no acudir al dentista por miedo. Las técnicas de sedación consciente son una buena alternativa, aunque sólo cuando la ocasión lo requiera. Seguir unas pautas de relajación puede contribuir a reducir los temores: para afrontar el miedo lo primero es identificarlo (el ruido de los aparatos o las agujas, por ejemplo). Además, es importante compartir con el doctor este miedo, ya que hay dentistas especializados en odontofobia.

Publicidad - Sigue leyendo debajo

Planificar el momento

A la hora de pedir consulta, cuanto más próxima, mejor. Esto reduce el tiempo de espera para pensar en la cita. También te ayudará practicar técnicas de respiración y escuchar música relajante.

El miedo a ir al dentista puede perjudicar la salud bucodental. La odontóloga Manuela Escorial, de la dirección asistencial de Sanitas Dental, explica que la odontofobia se puede tratar: “No olvidemos que debemos visitar dos veces al año, aunque no haya ninguna molestia, sólo como medida de prevención”.

¿A qué tenemos miedo en la consulta?

Getty Images

Según los participantes en la citada encuesta, las cosas que nos suscitan más temores en la consulta del dentista son: las inyecciones en la boca (así lo refiere un 63,2%), el dolor (55,7%), y la extracción de un diente o una muela (47,7%).

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Salud