Hemos actualizado nuestro Aviso de Privacidad. Puedes consultar el nuevo texto aquí.

Las travesuras de los más pequeños de la Familia Real británica

Los príncipes Jorge y Carlota han hecho de las suyas con su prima Savannah en el balcón del Palacio de Buckingham durante la exhibición aérea.

Los niños son niños, da igual el título que tengan o al que aspiren que nunca van a poder evitar comportarse como tal. Este sábado en el tradicional desfile militar 'Trooping the colours' que tiene lugar todos los años para celebrar el cumpleaños de la reina Isabel II de Inglaterra los más pequeños de la Familia Real británica han hecho de las suyas.

Publicidad - Sigue leyendo debajo

Sin duda la anécdota más comentada del desfile ha sido cuando Savannah ha tapado la boca de su primo Jorge, ya que a juzgar por las fotografías, el pequeño príncipe se ha mostrado muy emocionado con la exhibición aérea, algo que a su prima mayor no le ha gustado y decidió callar a Jorge tapando su boca con la mano.

Los príncipes Jorge y Carlota muy emocionados con la exhibición aérea, al igual que su prima Savannah que mira también hacia el cielo.

Savannah, de siete años, es hija de Peter Phillips y de la princesa Anne, intentó decirle primero a su primo que guardase silencio.

Publicidad - Sigue leyendo debajo

Pero como el pequeño Jorge no obedeció sus plegarias, la pequeña decidió taparle la boca con las manos, un gesto que parece que no gustó mucho al Príncipe Guillermo que miraba con gesto muy serio a los pequeños.

Pero esta no fue la única "anécdota" de los más pequeños. La pequeña Carlota también tuvo un pequeño incidente durante su aparición en el balcón. La hija de los duques de Cambridge tropezó con el estrado instalado en el balcón precisamente para que los más bajitos (los hijos de los duques de Cambridge) no perdiesen detalle de la exhibición.

La princesa se cayó y no dudó en pedir consuelo a su madre, quien rápidamente la cogió en brazos, mientras ella lloraba desconsolada. Pobrecita.

Publicidad - Sigue leyendo debajo