El padre de Meghan Markle fingió un infarto por no asistir a la boda de su hija

Otro azote para la duquesa de Sussex por parte de su progenitor.

Meghan Markle coincide con Kim Kardashian en el maquillaje
Gtres

Meghan Markle no gana para disgustos con su familia. Las polémicas protagonizadas por el padre de la duquesa de Sussex no cesan. Primero vendiendo información sobre su hija, después relatar las opiniones políticas del Príncipe Harry en una entrevista y ahora parece que ha llegado la gota que ha colmado el vaso: fingir un infarto para no llevar a su hija al altar. Una fuente cercana a Meghan Markle ha asegurado a Daily Mail que Thomas Markle fingió el ataque al corazón para evitar acudir a la boda de su hija después de que saliese a la luz que acordó unas fotografías con un reportero gráfico para limpiar su imagen. Un nuevo duro golpe para la duquesa de Sussex que ve como su familia sólo le puede traer problemas con la reina Isabel II.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Gtres

"Toda la historia sobre el padre de Meghan sometida a cirugía cardíaca se inventó", afirma una un amigo cercano a la duquesa de Sussex a Daily Mail, muy disgustado por las últimas declaraciones de la medio hermana de Meghan, Samantha, quien afirmó que si Thomas Markle fallece será culpa de la mujer del príncipe Harry. Su padre no hace más que darle palo a la duquesa. Si en su primera entrevista televisiva tras el enlace de los duques de Sussex, Thomas Markle asegura que el nieto de la reina Isabel II es partidario del Brexit y que, cuando le pidió la mano de su hija, le hizo prometer que nunca le levantaría la mano, ahora estas últimas informaciones dejan muy mal sabor de boca a la duquesa, aterrorizada por lo que pueda decir su familia sobre ella.

Publicidad - Sigue leyendo debajo