Hemos actualizado nuestro Aviso de Privacidad. Puedes consultar el nuevo texto aquí.

Haakon, Mette-Marit y sus hijos no evitan la derrota de la selección noruega

Aunque acudieron con camisetas y bufandas dispuestos a animar, los príncipes herederos e Ingrid Alejandra, Sverre Magnus y Marius, no dieron suerte a la selección de su país, que perdía por 1-0 ante Hungría en el partido de ida de la repesca para la Eurocopa 2016.

Aunque acudieron con camisetas y bufandas dispuestos a animar, los príncipes herederos e Ingrid Alejandra, Sverre Magnus y Marius, no dieron suerte a la selección de su país, que perdía por 1-0 ante Hungría en el partido de ida de la repesca para la Eurocopa 2016.

1 de 5
Haakon y Mette-Marit llevan a sus hijos al fútbol

Los príncipes herederos al trono noruego han animado esta semana a su selección nacional de fútbol, que se está jugando el pase a la Eurocopa 2016, que se disputará el próximo verano.

Haakon y su esposa Mette-Marit acudieron al encuentro, que se disputaba en Olso este jueves 12 de octubre, junto a sus dos hijos, Ingrid Alejandra y Sverre Magnus. Además, estuvieron acompañados por Marius, con un gorro gris para taparse del frío, hijo mayor de la princesa.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
2 de 5
Un matrimonio muy cómplice en las gradas

El plan en familia era perfecto, sin embargo, la suerte no estuvo del lado de los locales. La selección noruega perdió 0-1 contra Hungría, lo que complica su presencia en la Eurocopa de 2016 en Francia.

Mientras Mette-Marit, cómplice con su marido, preguntaba algunos detalles al príncipe, los pequeños no perdían detalle. El pequeño Sverre, de nueve años, lució una camiseta de la selección firmada por sus jugadores. La primogénita, por su parte, llevó una bufanda, como papá y mamá.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
3 de 5
El rey Harald, también presente

Mette-Marit y Haakon no acudieron solamente con los pequeños de la casa al partido, también estuvieron acompañados en la grada por el rey Harald, a la derecha de la princesa.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
4 de 5
Mette-Marit, una hincha más

La mujer de Haakon de Noruega se convirtió en una hincha más durante este importante partido para su país, sin embargo, no trajo suerte a los suyos.

Ataviada con una bufanda del equipo nacional y con un abrigo azul para hacer frente a las temperaturas otoñales, Mette-Marit disfrutó del encuentro y a pesar de la derrota no perdió su sonrisa y característica simpatía.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
5 de 5
Ingrid Alejandra, la protegida de papá

La primogénita del matrimonio contó en todo momento con el respaldo de sus padres, que se mostraron muy pendientes de ella. Junto a sus hermanos, acudió entre diario y tras cumplir con sus clases al partido, sentándose finalmente al lado de su padre.

Ingrid Alejandra, que tiene once años y que se convertirá en heredera cuando su padre sea rey de Noruega, acudió con un gorrito blanco para protegerse del frío.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo