La Duquesa de Cambridge, despeinada y visiblemente más delgada

Kate Middleton vuelve a ser noticia tras su aparición en la portada de la revista 'Vogue'. La Duquesa visitó el centro Anna Freu donde la vimos despeinada y más delgada de lo habitual.

image

Kate Middleton vuelve a ser noticia tras su aparición en la portada de la revista 'Vogue'. La Duquesa visitó el centro Anna Freu donde la vimos despeinada y más delgada de lo habitual.

1 de 6
Los 'pelos' de Kate

La Duquesa de Cambridge ha visitado el centro Anna Freud que se encarga de mejorar la vida de miles de niños y jóvenes con problemas de salud mental.

Durante su visita, la esposa del príncipe Guillermo de Inglaterra, acudió más despeinada de lo habitual a pesar de haber pasado por las manos de su peluquera, Amanda Cook.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
2 de 6
El look

Kate escogió para la ocasión un vestido gris de Roksanda Ilincic combinado con un abrigo de Michael Kors, unos zapatos nude de L.K. Bennet y un clutch a juego.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
3 de 6
Más delgada...

Los medios británicos se han hecho eco de la delgadez de Kate Middleton. En la imagen, la Duquesa, visiblemente más delgada, antes de entrar en el centro para almorzar. 

Publicidad - Sigue leyendo debajo
4 de 6
Interesada por la moda y el arte

Esa misma tarde, la Duquesa acudió a la exposición 'Vogue 100: Un siglo de estilo' en la National Portrait Gallery, que estará abierta hasta el próximo 22 de mayo.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
5 de 6
Contempló sus imágenes

Kate Middleton ha sido la elegida para protagonizar la portada del mes de junio que conmemora los 100 años de la revista. Durante su paseo por la exposición también pudo contemplar sus propias fotografías realizadas por Josh Olins.

La Duquesa ha seguido los pasos de la fallecida Lady Di, quien también fue portada -hasta en 4 ocasiones- de la misma publicación.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
6 de 6
Retratos reales

En esta exposición se puede ver una gran selección de fotografías de iconos del cine y de la moda. Kate no solo pudo ver esas imágenes, sino que contempló retratos de la propia Familia Real, como la de su suegro, el príncipe Carlos.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo