Hemos actualizado nuestro Aviso de Privacidad. Puedes consultar el nuevo texto aquí.

Isabel de Bélgica, la única heredera europea con agenda oficial

La primogénita de los reyes Felipe y Matilde de Bélgica ha acudido a su primer acto oficial como heredera como gran protagonista, donde ha amadrinado un buque de la Marina Real. La joven, que cada vez acude a más actos, está recibiendo una formación muy lejos de la de nuestra princesa de Asturias, a quien sólo vemos en contadísimas ocasiones.

La primogénita de los reyes Felipe y Matilde de Bélgica ha acudido a su primer acto oficial como heredera como gran protagonista, donde ha amadrinado un buque de la Marina Real. La joven, que cada vez acude a más actos, está recibiendo una formación muy lejos de la de nuestra princesa de Asturias, a quien sólo vemos en contadísimas ocasiones.

1 de 7
La agenda de Isabel frente a la escasa presencia de Leonor

La primogénita y heredera de los reyes Felipe y Matilde de Bélgica, Isabel de Bélgica, ha cumplido este miércoles 6 de mayo con su primer acto oficial como heredera en el que ella era absoluta protagonista.

La joven, que en octubre cumplió 13 años, acompañada por sus padres, ha amadrinado un buque patrulla P902 de la Marina real belga en la base naval de Zeebrugge, en la ciudad de Brujas.

Isabel es, por el momento, la única heredera europea con agenda. La joven princesa ya inauguró un hospital en Gante con su nombre antes de que su padre fuese nombrado rey y ya tras ser nombrado acompañó a su madre a una función de ballet, en una lección más para aprender a ser princesa.

La heredera se está acostumbrando poco a poco a cumplir con una agenda adaptada a su edad, muy lejos de la princesa de Asturias, quien todavía no tiene agenda oficial y a quien apenas se le ve.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
2 de 7
Arropada por sus padres, los reyes de Bélgica

En todo momento Isabel ha estado 'escoltada' por sus padres, los reyes de Bélgica, quienes han compartido con su hija mayor este acto oficial en el que era ella la gran protagonista. Sentada en una silla entre los monarcas, la joven se ha mostrado educada y responsable, imitando, además, los gestos de su madre.

El rey Felipe no quitó el ojo de encima de su hija, haciéndola sentir segura en su primer evento como heredera al trono belga en el que ella era la protagonista.

 

Publicidad - Sigue leyendo debajo
3 de 7
Rey y heredera, muy compenetrados

Felipe de Bélgica, además de ejercer de rey, ejerció de padre. Muy atento con la primera de sus hijas, el monarca enseñó y mostró a Isabel detalles que a la pequeña se le escapaban. Matilde, madre orgullosa, no pudo evitar la sonrisa ante la estampa que estaba contemplando entre rey y heredera.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
4 de 7
Tras los pasos de su madre, Matilde

Isabel accedió al buque de la Marina real de Bélgica tras los pasos de su madre.

Matilde, muy estilosa y elegante con un conjunto en azul claro, al igual que el tocado, abrió el camino a su primogénita, que no defraudó en el primer evento marcado en su agenda real.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
5 de 7
Así vistió Isabel de Bélgica

La joven llevó un vestido de estampado animal que combinó con una chaqueta blanca cerrada en pico.

A juego con el modelo, de lo más primaveral, llevó una corona en la cabeza, que entrelazaba con su pelo, levemente ondulado, y le dejaba el rostro despejado.

Se vio como una auténtica princesa y completó su estilismo con manoletinas blancas adornadas con un lazo.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
6 de 7
Una niña siempre dulce

Sin perder su característica dulzura, rompió una botella de champán contra la proa del barco, 'bautizando' de esta manera al citado buque. Después, se dirigió a los soldados y marines en su primer discurso como heredera a la corona.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
7 de 7
Conoce tres lengas: francés, alemán y flamenco

La hija de Felipe y Matilde de Bélgica, que conoce a su corta edad los tres idiomas oficiales de su país: el francés, el alemán y el flamenco, se está ganando poco a poco a los belgas. Destinada a reinar, será la primera soberana en hablar estas tres lenguas.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo