Jorge Javier Vázquez se centra en el trabajo tras su ruptura

Tras finalizar su relación sentimental con Paco, el presentador se vuelca en la nueva edición de “Supervivientes” y en disfrutar de su soltería.

No para ni un minuto quieto. Sigue al frente de “Sálvame”, es jurado de “Got Talent”, canta y baila en su obra de teatro y ahora regresa con “Supervivientes”. Así de feliz se mostró en la presentación de la nueva edición, donde tampoco tuvo problemas en hablar de su reciente ruptura sentimental con Paco.

Publicidad - Sigue leyendo debajo

¿Tienes nervios?

La verdad es que no. Yo quiero ir al trabajo a pasármelo bien y confío plenamente en el equipo.

Muchos irán pensando que no es tan duro…

Yo hablo mucho con Mila Ximénez, que es una de mis mejores amigas, y todavía le sigo preguntando. Ella me dice que es durísimo, que volvería a ir, pero que es tremendo.

¿Qué te parece el casting? ¿Tienes favoritos?

Me hace mucha gracia Francisco y su mujer Paca. Ella es toda una artista, muy fallera. Me gusta mucho este concurso porque al final la edad no es un hándicap, es muy de aguante mental.

“No sé los motivos de la ruptura”

Con Raquel Mosquera, ¿hay miedo de cómo pueda llevar el reality?

No, porque ella ya lo ha dicho abiertamente, que se toma la medicación.

¿Y no le pasará como a Alba Carrillo, que se agobiaba?

Pero a Alba no le pasa nada. Yo le digo que es mi desquiciada favorita. Tanto a Alba como a su madre le debemos mucho, nos dieron desde el principio brotes antológicos. Son reacciones propias de momentos muy extremos.

Publicidad - Sigue leyendo debajo

Llevas unos meses muy intensos, que no paras de trabajar. ¿Puede ser que haya pasado factura a tu relación sentimental?

No lo sé, como no hemos hablado, no lo tengo muy claro.

¿Ha sido ruptura total?

A lo largo de esos diez años he roto mogollón de veces. Juntos, juntos, habremos estado un cuarto de hora (risas). Ya estoy como acostumbrado.

¿Sabrás al menos por qué has roto?

Que no, que no. Se fue por la noche.

¿Y no le preguntaste?

Sí pregunté, pero no me cogieron el teléfono. Si no lo cogió será porque necesita espacio. Nos conocemos como si nos hubiésemos parido, somos compañeros de vida, formamos un equipo estupendo… Es muy complicado.

Y tú, ¿cómo te encuentras?

Me ha pillado bastante tranquilo.

Igual es porque ya no te importa.

No. Entiendo que haya gente que no lo comprenda. Como hemos roto tantas veces, me lo tomo como unas vacaciones. Entonces ahora pienso: por si acaso vuelvo, me voy a entretener (risas).

Ni siquiera te ha mandado mensajes.

No, no. Yo ahora tengo el cuerpo mejor que nunca, tengo que aprovechar. Me encanta porque ahora hay mucha gente que lleva años en pareja y que cuando me ve, me dice “qué envidia”.

¿Te ha sorprendido que Nagore haya pedido matrimonio a Sandra Barneda?

¡No me he enterado! A mí me encanta Nagore, hacen una pareja estupenda. Pero yo las bodas, como que no las entiendo. A mí me encanta romper y no tener que llamar a un abogado. Hacer un “hasta luego Maricarmen”.

¿En qué programa te sientes más cómodo?

En todos. Soy un gran afortunado, sólo me falta que me salga un maromo de 25 años (risas ).

Publicidad - Sigue leyendo debajo