Hemos actualizado nuestro Aviso de Privacidad. Puedes consultar el nuevo texto aquí.

Mayte Zaldívar y Saray Montoya, primeras enemigas de 'Supervivientes'

La ex de Julián Muñoz y la integrante de los 'Gipsy Kings' se acusan mutuamente de no ir de frente y hablar por la espalda.

Las duras condiciones en la isla de ‘Supervivientes’ ya ha comenzado a causar estragos en las relaciones entre los concursantes. En el lado salvaje han surgido los primeros roces, especialmente entre las dos nominadas, Mayte Zaldívar y Saray Montoya, que se acusan mutuamente de no ir de frente y de estar siempre hablando por la espalda.

Publicidad - Sigue leyendo debajo

De hecho, cada una de ellas lideran dos grupitos dentro del mismo. Lo más sorprendente es que en el de Mayte se encuentre Alberto Isla, el actual novio de Chabelita, hija de Isabel Pantoja, la principal enemiga de la exmujer de Julián Muñoz.

En el debate de ‘Supervivientes’, la hija de la tonadillera ha confesado que ya desde los primeros vídeos sabía que Zaldívar iba a hacer buenas migas con su novio por su carácter. Sin embargo, muchos colaboradores apuntaron a que no es más que una venganza de Mayte hacia su enemiga pública número uno.

Sobre el enfrentamiento entre Mayte y Saray, parece que nos encontramos ante el principio de una gran enemistad. “No nos conocemos de nada y ya hay mal rollo”, asegura Fernando. “Lo que no puede ser son las malas caras ante todo lo que se dice”.

Publicidad - Sigue leyendo debajo

Por su parte, Zaldívar tiene claro que no se piensa dejar pisotear por su nueva rival. “Yo no pienso recibir ninguna más. Que hagan lo que quieran. Saray es muy desagradable”, asegura. “Me siento apartada de ellas y no sé por qué… Estamos en Semana Santa pero no me van a crucificar. Al menos, a mí no”.

Del otro lado, tenemos la versión de Montoya, que no difiere mucho de la de Mayte pero con las tornas cambiadas. “Aquí el critiqueo se tiene que acabar”, sostiene la protagonista de los ‘Gipsy Kings’ delante de sus aliadas, Romina Malaspina y María Jesús Ruiz. “Aquí no puede haber dos grupos porque si no, entonces va a arder Troya”.

Y es que el grupo de Saray asegura que Mayte no hace absolutamente nada y se pada el día criticando a los demás. “No entiendo eso de criticar sentada”, afirma Montoya. “Ella tira las piedras al aire y yo eso no lo aguanto… Se tira todo el día en la silla sentada. Se cree que, porque Fernando trabaje, ya está todo hecho”.

Y tanta tensión ha acabado haciendo estallar a Saraya a la hora de escoger el sitio dónde dormir. La concursante de etnia gitana no estaba de acuerdo con el sitio que le habían asignado y se enfrentó directamente a Fernando. “Yo estoy muy relajada, me cantas y bailo”, dijo a voz en grito y antes de que el Maestro Joao entrara a mediar entre ellos.

Publicidad - Sigue leyendo debajo