Kiko Rivera gana su particular batalla contra la báscula

El Dj sevillano lo ha conseguido y ha bajado de los 80 kilos para el bautizo de su hija Carlota, un acontecimiento familiar que reunirá al clan Pantoja y en el que Kiko podrá presumir de cuerpo serrano. Y ahora que está tan delgado, ¿cambiará la música por las pasarelas?

Kiko Rivera
Gtres

El espectacular cambio físico de Kiko Rivera salta a la vista. Desde que el DJ se sometiera a una operación para colocarle una banda gástrica que le ayudara a perder peso, el sevillano ha sufrido una metamorfosis. Ya ha perdido más de 20 kilos y sigue bajando, tanto que ha logrado su meta: estar por debajo de los 80 kilos. Y para celebrarlo, el hijo de Isabel Pantoja colgó una foto de la báscula en su Instagram para dejar constancia: "Objetivo conseguido. Salimos del 8 para entrar en el 7".

Publicidad - Sigue leyendo debajo


Desde que empezó con su particular guerra contra la báscula, Kiko Rivera ha ido ganando batalla tras batalla. Eso sí, con mucha fuerza de voluntad y privándose de algún que otro caprichillo pero el resultado salta a la vista. Tremendo tipo se le está quedando al DJ que podrá lucir palmito en el bautizo de su hija Carlota. Sin duda, 2018 está siendo un gran año para Kiko, que ha cambiado su imagen por dentro y por fuera y todo le sonríe: el amor, la salud y el trabajo.

Publicidad - Sigue leyendo debajo