Francisco y Paca se reencuentran con ayuda de Mayte Zaldívar

La última expulsada tuvo que poner todo de su parte para que la esposa del cantante pudiera encontrarse con su marido.

image
Telecinco

Mayte Zaldívar tuvo una misión antes de abandonar la isla: propiciar el reencuentro entre Francisco y Paca. El pasado domingo, la mujer del cantante viajó hasta Honduras para dar una sorpresa a su marido, pero para poder verlo, tendría que conseguir que la expulsada sembrara la sombra de la duda en el artista…

Publicidad - Sigue leyendo debajo

Sandra Barneda le dijo a la ex de Julián Muñoz que debía de hablar con Paca y transmitirle un mensaje personal a Francisco. Si el cantante descubría que esas palabras solo las podría haber dicho su mujer, Zaldívar tenía que convencerlo de que Paca ya no estaba en Honduras. “Si Francisco se cree que no estás y que Mayte ha estado contigo, os podréis ver”, explicó la presentadora.

Telecinco

La verdad que Paca lo tuvo difícil. Todo lo que le decía a Mayte, ¡Francisco ya se lo había contado! Tras dos intentonas, dio con algo que la expulsada no sabía: “Dile que le he traído una tapita de callos de Montanejos, que los hice cerca del río y que se los he traído”. Para rizar más el rizo, la señal para que Paca saliera de su escondite, si Francisco reaccionaba como se esperaba, era que Mayte cantara el estribillo de la canción ‘Vente pa acá’ de Ricky Martin.

Publicidad - Sigue leyendo debajo

Al encontrarse con Francisco, Mayte Zaldívar no siguió muy bien las pautas y directamente le contó que había estado con Paca. “Me ha dicho que no te quiere ver hasta junio”, le indicó. “Tu mujer ha venido hasta Honduras, pero se ha ido. Así es el concurso”.

Telecinco

Emocionado, Francisco escuchó como Mayte le contaba que la había visto muy bien y que no se preocupara. “Sabiendo que está bien, es el mejor regalo para mí. Eso sí, me hubiera gustado verla y darle un beso”, confesó el superviviente. Sin esperar más, Sandra le pidió a Mayte que cantara para que Paca saliera de su escondite.

El matrimonio se fundió en un cálido abrazo a la vez que Francisco no podía reprimir alguna que otra lagrimita. “Te quiero, te amo”, aseguraba Paca. “Te quiero un montón y te echo mucho de menos”, decía el cantante. Antes de dejarle un ratito a solas, el valenciano agradeció el bonito gesto de la organización: “Este es el mayor regalo que he tenido en mi vida”. Además, Paca le entregó unos dibujos que le habían hecho sus nietos.

Telecinco
Publicidad - Sigue leyendo debajo