Arantxa Sánchez Vicario ovacionada por sus compañeros en Roland Garros

La tenista catalana viajó de Miami a París para entregar el trofeo a la ganadora femenina del famoso torneo, días después de conocerse un nuevo revés judicial para Arantxa en su proceso de divorcio de Josep Santacana. Un juzgado de Esplugues de Llobregat considera que los trámites de su divorcio deben realizarse en España y no en Miami como ella quería.

Arantxa Sánchez Vicario ovacionada en la final femenina de Roland Garros
Foto: Gtres.

Arantxa Sánchez Vicario abandonó Miami por unas horas para asistir a la final femenina del torneo de Roland Garros en París. La tenista, que entró en la historia al ser la ganadora más joven de este torneo, con el que se alzó en tres ocasiones (1989, 1994, 1998), fue la encargada de entregar el trofeo de ganadora a la tenista la rumana Simona Halep, que superó a la estadounidense Sloane Stephens. Arantxa fue recibida con una gran ovación por parte de todos los asistentes, un apoyo que llega en uno de los momentos personales más duros para la tenista.

Arantxa Sánchez Vicario felicita a la subcampeona del torneo, Sloane Stephens.
Foto: Gtres.

Arantxa ha sufrido un duro revés en el proceso de divorcio del empresario Josep Santacana. Ella quería que todos los trámites se realizaran en Miami, donde reside con sus dos hijos, pero el fiscal del Juzgado de Primera Instancia número 2 de Esplugues de Llobregat considera que el divorcio del matrimonio debe tramitarse en Espluges, donde estaba ubicado el último domicilio de la pareja antes de trasladarse a Miami.

Foto: Gtres.

Fue el empresario catalán quien pidió el divorcio de la tenista en un juzgado de Miami, en enero de este año, pero al poco tiempo retiró la demanda para trasladar la batalla judicial contra su todavía esposa a España, por consejo de sus abogados. Ahora es el juez quien tiene la última palabra, pero, en este tipo de casos, suele atender a lo que dice la Fiscalía.

Según argumentan los abogados de Santacana, la demanda ha sido interpuesta en España "por ser el de la nacionalidad común de las partes, tiene competencia judicial internacional para el divorcio y para el régimen económico matrimonial y está en mejor posición para valorar todas las circunstancias que rodean este caso y aplicar los capítulos matrimoniales sujetos al derecho catalán y declarar su validez".

Arantxa Sánchez Vicario y Josep Santacana, en una imagen de archivo.
Gtres

A pesar de que Josep ha manejado la fortuna de la tenista desde que se casaron, el empresario argumenta en su demanda que la pareja siempre tuvo su dinero por separado, lo que significa que Arantxa Sánchez Vicario tendría que enfrentarse sola a la deuda de siete millones y medio de euros que le exige el Banco de Luxemburgo, por el crédito que le concedió para saldar su deuda con Hacienda en 2009.

El otro contencioso entre Arantxa Sánchez Vicario y Josep Santacana, el procedimiento por la custodia de sus hijos, seguirá tramitándose en Miami.

Publicidad - Sigue leyendo debajo