Sara Sálamo, ¿tiene problemas en su nuevo trabajo?

La pareja del madridista Isco forma parte del reparto de la nueva serie coproducida por Mediaset y Warner Bros, 'Brigada Costa del Sol'. Tras su emisión en televisión estará disponible para los suscriptores de Netflix.

Sara Sálamo e Isco Alarcón
Gtres

Para nuestro alivio, no, Sara Sálamo no es ninguna delincuente, a pesar de haberle robado el corazón a Isco. La actriz está fichada para la nueva coproducción de Mediaset y Warner Bros, 'Brigada Costa del Sol', que después de su emisión en Telecinco estará disponible en Netflix para sus suscriptores. Comparte rodaje junto a conocidos actores como Hugo Silva, Jesús Castro, Álvaro Cervantes y Miki Esparbé. El rodaje comenzó el 7 de junio en las costas malagueñas, donde se remontarán a las décadas de los sesenta y los setenta para hablar de los delitos del narcotráfico.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Sara Sálamo durante el rodaje.
Gtres

Aunque la actriz está encantada con su trabajo y risas no le faltan, sí nota una ausencia: la de su pareja, Isco Alarcón. Ambos disfrutaron de sus últimos momentos juntos en la Mutua Madrid Open. Su distanciamiento se prolongará unas semanas, dado que ambos deben centrarse en sus respectivos trabajos: Sara en su rodaje e Isco en el Mundial de Rusia. No obstante, no quisieron pederse a la mejor raqueta española, Rafa Nadal, que debutaba en la Madrid Open, donde la pareja acaparó todas las miradas entre risas y caricias.

Sara Sálamo e Isco Alarcón en la Mutua Madrid Open.
Gtres
Publicidad - Sigue leyendo debajo

Es normal que entre tanto mimo Sara eche de menos a su chico. Dado que ambos tienen trabajo, no es seguro que la actriz pueda acudir a animar al madridista en el Mundial, como otras parejas de los futbolistas harán.

Sara Sálamo en el rodaje de ’Brigada Costa del Sol’.
Gtres

No es de extrañar que tenga sus ratos durante el rodaje y aparezca con caras serias, pero puede estar tranquila, ella e Isco son puro amor y, por lo que parece, su relación va viento en popa.

Publicidad - Sigue leyendo debajo