Fran y Lourdes, felices llevan a su hijo al pediatra

El pequeño Curro ha acudido al medico al cumplir 3 semanas de vida. Sus padres han acudido orgullosos con el pequeño en brazos y derrochantes de felicidad.

Fran Rivera y Lourdes Montes disfrutan de su recién estrenada paternidad con Curro, su pequeño de apenas 3 semanas. Curro Rivera es ahora el rey de la casa y está siendo colmado de mimos y halagos por todos los familiares, incluida su bisabuela que posaba con él recientemente muy orgullosa de poder conocer al primer biznieto por parte de Lourdes Montes. Y es que la familia se ha deshecho en atenciones para el pequeño, que continúa con las revisiones y los cuidados propios de un niño de apenas 20 días acudiendo en brazos de sus padres al pediatra.

Fran Rivera y Lourdes Montes
Gtres

Con unos pantalones blancos, un jersey negro y una chaqueta, acompañados por un pañuelo rojo, Lourdes Montes sostenía a su hijo a la salida del pediatra mientras Fran Rivera, con vaqueros camel, camisa azul y jersey azul oscuro acompañados por una cazadora negra, llevaba el bolso de la modelo y abría la puerta del coche en el que ambos volvieron a casa. Ambos demostraban la felicidad que les embargaba por vivir los primeros días de su pequeño Curro en casa, y poder estar ambos cuidandole junto a toda la familia aunque su nacimiento no haya sentado igual de bien a todos los miembros.

Lourdes Montes y Fran Rivera Curro médico
Gtres

Así los hemos podido ver a su salida, con una sonrisa de oreja a oreja y visiblemente orgullosos y felices por ser padres de nuevo, y de un hijo, algo de lo que Fran Rivera tenía una espina clavada después de haber sido padre de su hija Tana, fruto de su relación con Eugenia Martínez de Irujo, y de Carmen, con Lourdes Montes. “Siento mucha felicidad, la felicidad más absoluta, estoy rebosante de felicidad”, confesaba días después del nacimiento del pequeño a 'Espejo Público', programa donde colabora habitualmente y en el que Susana Griso le entrevistó. Allí confesó que Curro cuenta con la marca de los Rivera: “El dedo gordo del pie es igual que el mío así que es hijo mío seguro porque es la marca de la casa”. Por ahora conocemos en qué se parece a su padre pero aún es pronto para saber qué rasgos compartirá con su madre o si también tendrá la misma afición que sus progenitores.

Publicidad - Sigue leyendo debajo