Kiko Rivera amenaza con abandonar 'GH Dúo' tras discutir con Irene Rosales por culpa de María Jesús Ruiz

El miembro del clan Pantoja está tan quemado y se siente tan solo que amenaza con abandonar 'GH Dúo'. “Estoy harto de estar aquí ya… Todo esto me está afectando mucho", se lamenta.

Kiko Rivera amenaza con abandonar GH Dúo tras discutir con Irene Rosales por culpa de María Jesús Ruiz
Telecinco

La discusión de Kiko Rivera con María Jesús Ruiz ha acabado pasándole factura en su relación con su esposa. Tanto es así, que el miembro del clan Pantoja ha amenazado con abandonar el reality a tan solo unos días de la final. Kiko e Irene llevaban varios días con la mosca detrás de la oreja sobre el doble juego de María Jesús, a la que acusaban de hacer uso del confesionario para ponerles verdes a sus espaldas. Durante el último debate dominical, cuando el matrimonio le echó en cara este hecho a su compañera, la modelo recordó que el DJ le había llamado ‘calientapo****’, y al ver que Kiko no se retractaba de sus palabras, le acusó de ‘machista’.

Kiko Rivera amenaza con abandonar GH Dúo tras discutir con Irene Rosales por culpa de María Jesús Ruiz
Telecinco

Una acusación que no ha sentado nada bien al hermano de Chabelita, quien le recordó a María Jesús que ella misma se había tildado de ‘mujer microondas’. Cansado de la situación, Kiko Rivera se lamentó delante de Alejandro Albalá. “No voy a dejar que me llame machista”, señaló. “Estoy harto de que utilicen esos términos cuando quieren… Yo me he basado en un hecho que pasó aquí”. Como ejemplo, recordó cuando, en su ‘noche de bodas’, le ofreció una bandeja a Antonio Tejado para que eligiera qué es lo que quería que se pusiera. “Son los últimos temas que puede sacar para salvarse… No he querido entrar para que no me pase lo de Antonio”. Por su parte, María Jesús ha optado por encerrarse en el confesionario para llorar a moco tendido y, ya de paso, arremeter contra su compañero.

Mientras estaban todos reunidos en la cocina, menos Juanmi y María Jesús, Irene aprovechó para recordarle a su marido que no se había expresado bien y que debería de haber medido sus palabras al llamar ‘calientapo****’ a Ruiz. Aunque Kiko expuso que temas como el de la manta y el juego de manos debajo de ella le hacía pensar que lo era, tanto Irene como Sofía intentaron que recapacitara. “Ella puede calentar hasta donde quiera. Lo que le dijiste suena despectivo… Das a entender que si calienta tiene que llegar hasta el final”, apuntó la ganadora de ‘SV’. “Te lo estoy diciendo por tu bien. Me siento en la obligación de tener que decírtelo”, le dijo Rosales. Kiko, enfadado por el rapapolvo, se marchó de allí, no sin antes tildar a su esposa de Santa Teresa de Jesús. “No me hagáis sentirme mal… Parece que aquí uno no puede decir lo que piensa”.

Kiko Rivera amenaza con abandonar GH Dúo tras discutir con Irene Rosales por culpa de María Jesús Ruiz
Telecinco

Tras el rifirrafe, el cantante le comunicó a su esposa que tenía ganas de dejarlo todo atrás y abandonar el reality. “Me voy a ir de aquí. No aguanto más”, señaló mientras estaban tumbados en la cama e Irene intentaba que diera su brazo a torcer. “Estoy harto de estar aquí ya… Todo esto me está afectando mucho. Lo he intentado hacer lo mejor posible, pero ya no puedo más”, añadió. En el confesionario, Kiko llegó a decir que ni su mujer le valía ya como apoyo y que no quería que el concurso acabara pasándole factura a su relación: “Tengo la sensación de que quiero irme. Discuto con mi mujer mucho… Me gustaría estar en el confe todo el día”.

Kiko Rivera amenaza con abandonar GH Dúo tras discutir con Irene Rosales por culpa de María Jesús Ruiz
Telecinco

Al poco tiempo, el hijo de Isabel Pantoja se acercó a su esposa para hablar con ella y explicarle que la conversación en la cocina la había sentido como un ataque. “Tengo aquí a una de las personas más importantes de mi vida y aun así me siento solo… Cuando me veas así, no me hundas”, le pidió. Además, se mostró molesto por la frialdad con la Irene se enfrenta a las situaciones. “Yo soy persona, de carne y hueso, y tú pareces un robot… Entre nosotros no nos puede afectar tanto las cosas”, apuntó. Una actitud que la andaluza achacó a que era la única manera de no derrumbarse y tirar la toalla para estar con sus hijas. Como es habitual en la pareja, todo acabó con un beso de reconciliación.

Publicidad - Sigue leyendo debajo