Hemos actualizado nuestro Aviso de Privacidad. Puedes consultar el nuevo texto aquí.

Caprile: "Siempre me he sentido bien, incluso antes, cuando era un gordito feliz"

El modisto, que lleva 20 años vistiendo personalidades, como la reina Letizia y la infanta Cristina, acaba de publicar su segundo libro, 'De qué hablamos cuando hablamos de estilo', un manual nada pretencioso donde da consejos prácticos para sentirse bien ante el espejo.

El modisto, que lleva 20 años vistiendo personalidades, como la reina Letizia y la infanta Cristina, acaba de publicar su segundo libro, 'De qué hablamos cuando hablamos de estilo', un manual nada pretencioso donde da consejos prácticos para sentirse bien ante el espejo.

1 de 8
Lorenzo Caprile, un 'Hombre 10'

"Un hombre 10 ha de ser sincero y leal, lo que más valoro. Tristemente, no es fácil encontrar a personas así; con el paso del tiempo te das cuenta de que son menos de las que crees. Pero sí tengo gente 10, empezando por mi equipo", nos cuenta Lorenzo Caprile.

Qué gusto da oír hablar a un jefe así de tus empleados.
Es que estoy orgulloso de ellos. La peor experiencia ha sido tener que despedir a alguien.

Dame un ejemplo de hombre 10.
Juan Baranda, mi mejor amigo del colegio. Y conocido, Santiago Segura, un hombre inteligente, fiel a sus principios y a su idea de cine, pese a los palos que le ha dado la crítica. Y no se equivoca: Torrente triunfa y a mí me encanta. Hice un “cameo” en la tercera y repetiría sin duda.

¿Y una mujer 10?
¡Muchas, trabajo por y para la mujer! Y en particular, Cesarina Amerio, modista. Me enseñó a coser.

Tus armas de seducción.
¡No tengo! Soy un trasto en eso, me cuesta. Como trabajo de cara al público, cuando termino en el taller, me apetece estar solo y me da pereza salir y conocer a gente. Se puede confundir con antipatía o altivez pero es puro cansancio. Me gusta la gente, pero, según me hago mayor, necesito más tener mi espacio.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
2 de 8
''Voy a mi aire y soy sincero''

¿Y qué es lo que más gusta de ti?
Que voy a mi aire y soy sincero; a otros es lo que menos les gusta. Me cuesta mentir, sobre todo en este mundo de la moda que es todo humo, pájaros, flores…

¿Qué te retocarías en Photoshop?
Las arrugas verticales que bordean los labios, me salieron cuando adelgacé 40 kilos. Me aconsejan pinchazos, pero me da miedo. Siempre me he sentido bien, incluso antes, cuando era un gordito feliz.

¿Cómo defines tu estilo?
Iconoclasta. No sigo la moda en mi taller, imagínate yo… Me gustan las prendas de color. Últimamente parece que vamos de luto. 

Una prenda estrella.
Mis amigos me echan la bronca porque tengo chalecos de esos con muchos bolsillos.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
3 de 8
''No uso cosméticos''

Un cosmético indispensable…
¡Ninguno! No tengo el hábito.

¿Cuándo comes hasta morir?
En los eventos familiares. Mi madre, como buena italiana, hace una de las mejores pastas y pizzas del mundo. Y también cuando voy al restaurante de mi amigo Nacho, el Bla, bla, bla.

¿Estás a dieta alguna vez?
Intento cuidarme, aunque me cuesta Dios y ayuda mantenerme. Evito el pan blanco, las chuches, la bollería y el azúcar, un veneno para nuestro organismo.

¿Qué supone el deporte en tu vida?
Desde hace seis meses, mucho. Tengo un entrenador, Jorge Martín, que me deja baldado, pero me ha cambiado la vida, me siento más ágil y guapo.

El mejor regalo que te pueden hacer.
El regalo más humilde, pero que se ha hecho con ilusión y cariño. Me gusta más regalar.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
4 de 8
''La canción 'Mediterráneo' me hace llorar''

¿A qué tienes miedo?
No me da miedo envejecer ni la muerte –incluso siento curiosidad por saber qué hay después–, pero sí perder la independencia. Deseo una vejez digna.

¿Cómo te gustaría ser recordado?
Como alguien fiel a sus principios y honesto.

¿Qué te emociona?
La música. Una canción que siempre me hace llorar es 'Mediterráneo', de Serrat. Evoca mi infancia, en una casa de campo preciosa que teníamos, mis padres jóvenes…

¿Qué haces en tus ratos libres?
Nada. Me tumbo, con música, y dejo que la mente viaje al espacio. Hace años hice un curso de control mental que me ayudó muchísimo. Soy hiperactivo y paranoico, algo que agradezco porque te pone en alerta.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
5 de 8
''Sueño mucho que puedo volar''

Un día que te cambió la vida.
Pienso que lo que va a cambiarme la vida está por llegar.

Elige un superpoder.
Volar, algo que sueño mucho. 

¿Cuándo dices "vamos al grano"?
En muchas entrevistas por el lenguaje barroco que usan algunos periodistas hablando de moda. Soy modisto, hago trapos y, si me pincho, me hago sangre.

¿Para qué tienes poca paciencia?
Para cocinar. En general, para todo, y a veces la pierdo sin razón. 

Si no fueras modisto...
Hace años, durante una crisis vocacional, pensé en trabajar en una casa de subastas, en el departamento de moda 'vintage'. Quizá me hubiera dedicado a la escritura y, ahora, a algo relacionado con las redes sociales.

¿Eres activo en éstas?
Me lo lleva mi sobrina Alba, yo soy un patoso. Si me apetece hablar con un amigo, lo llamo. Soy de los que aún escriben postales.

Un lugar para perderte.
El hotel de mi tía, Torre de Ruesga, en Cantabria, un lugar espectacular y donde se come…

Un momento perfecto del día.
De noche: me fumo mi pitillo, me acuesto, repaso el día y doy gracias por las cosas buenas.

¿Qué te hace reír?
Las pelis de Torrente (risas).

Un momento 'tierra trágame'. 
Por ejemplo, en el taller he metido la pata creyendo que la hermana de la novia era la madre o cosas así.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
6 de 8
Vistió de novia a doña Cristina

No tiene pelos en la lengua, ni siquiera a la hora de hablar de un recuerdo imborrable: "Es algo políticamente incorrecto, pero el día que vestí a doña Cristina para su boda. Lo recuerdo con mucha alegría. Me da pena por lo que está pasando, yo le debo muchísimo porque ha confiado en mí en muchos momentos de su vida. Tendrá un amigo fiel siempre".

Publicidad - Sigue leyendo debajo
7 de 8
Su mejor creacción

Una de las creaciones más conocidas y exitosas de Lorenzo Caprile es el vestido que Letizia, siendo novia de don Felipe, lució en Dinamarca con motivo de la boda del príncipe heredero Federico con Mary Donaldson, y que deslumbó al mundo.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
8 de 8
De la moda a los libros

"En 'De qué hablamos cuando hablamos de estilo', lo que vengo a decir es que cada uno decide cómo vestirse y lo que manda es el espejo. Para mí el consejo principal es no perder el sentido común, ya que muchos se ponen tontos con temas de moda. Si te ves guapo, pues adelante", nos cuenta Lorenzo Caprile.

"Me molesta que hablen de moda con un lenguaje  incomprensible, a veces parece que están hablando de la crisis en Grecia o la prima de riesgo. Yo sólo soy un modisto, hago trapos y, si me pincho, me sale sangre", dice Caprile, quien ha hecho el vestuario de la obra 'Hedda Gabler', de Ibsen, que se estrena en abril.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo