Este sitio web utiliza cookies, tanto propias como de terceros, para recopilar información estadística sobre su navegación y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias, generada a partir de sus pautas de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Más información.

Matilde Solís afirma ser víctima de abusos sexuales del doctor Javier Criado

La que fuera mujer de Carlos Fitz-James Stuart y es la madre de sus dos hijos, desvela haber sufrido abusos sexuales del famoso psiquiatra sevillano.

Matilde Solís
Gtres

Ha tenido una vida convulsa, en los últimos años alejada del foco mediático. Ahora Matilde Solís, la que fuera esposa del duque de Alba, Carlos Fitz-James Stuart, y que además es la madre de sus dos hijos, ha dado más datos de un oscuro capítulo de su vida, y es que afirma haber sido una de las víctimas del psiquiatra Javier Criado Fernández, el doctor de la alta sociedad de Sevilla.

Publicidad - Sigue leyendo debajo

La aristócrata ya denunció hace dos años en Facebook haber sido una de las pacientes de las que el famoso psiquiatra supuestamente habría abusado. Todo tuvo lugar cuando salieron numerosas mujeres denunciando públicamente ser víctimas de este reputado médico sevillano. Entonces ella afirmó ser una víctima más, pero sin dar más detalles.

Ahora, cuando se está celebrando el juicio contra el doctor Criado, que niega los cargos, Matilde ha aclarado lo que ella vivió: "En la carta que escribí hace meses, no especifiqué a qué tipo de abusos me sometió Javier Criado, así que lo digo ahora. Sufrí abusos sexuales. Aparte de todo lo demás. Las mujeres que han dado su testimonio, me han dado mucha fuerza. Que se avergüence el psiquiatra. Yo no lo haré más.", publicaba en Facebook.

Gtres

Publicidad - Sigue leyendo debajo

Solís publicaba su confesión horas después de que hablasen en El Español cinco víctimas del psiquiatra, rompieron su silencio después de años y años de supuestos abusos en la consulta del terapeuta.

La carta que destapó su caso

Fue en 2015, cuando Matilde Solís publico la carta en la que dejaba claro que era victima del pscuando se comenzó a investigar al psiquitatra. Esta decía:

"Ha llegado el momento de hablar. El otro día merendando con unas amigas de Sevilla comentaron lo que se dice estos días de Javier Criado Fernández. Jamás se me pasó por la cabeza que hubiera más mujeres viviendo lo mismo. Me sentí culpable todos los años que estuve enferma.

Llegué a su consulta con 22 ó 23 años. Metida en una fuerte depresión, vulnerable, maleable. Con los límites de lo moral borrosos y otros problemas añadidos que él ignoró. Me aferré a Javier Criado como a un clavo ardiendo.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo

Aquella relación indefinible se prolongó en el tiempo, me casé y se convirtió en una especie de amistad.

Javier Criado abusó de una persona enferma, desesperada, a lo largo de los años. No prestando ayuda, ignorando problemas, manipulando como solo lo puede hacer un buen conocedor de los resortes de la mente, que es lo que no podemos negarle. Javier Criado Fernández me llamó por teléfono pocos días antes de mi intento de suicidio. Hizo mención a tres temas en concreto que desencadenaron en mi cabeza absoluta desesperación.

Lo hizo porque yo había empezado a contar cosas de él. No tengo miedo, que las que hemos pasado por esto no tenemos mucho que perder y sí mucho que ganar.

Hoy por hoy no siento nada por J.C.F. sólo cuando veo pasar al Señor de Pasión sabiendo que él está ahí, cuando decía no creer en Dios, me parece un sinsentido, inexplicable.

Lo cuento para decir a las mujeres que en la consulta de J.C.F. no van a encontrar ayuda y sí mucho dolor. Lo cuento con el apoyo de mis hijos, porque cuando les he empezado a contar cosas han entendido cosas que antes no entendían y les han hecho sufrir mucho.

No tengo miedo y no siento vergüenza, he salido de todo y si yo lo he hecho, todas podéis hacerlo. Esta carta va dirigida a las víctimas de Javier Criado Fernández, porque ellas la van a entender ya a ellas les puede aportar algo de consuelo, eso espero al menos, con todas mis fuerzas y todo mi cariño".

Publicidad - Sigue leyendo debajo