Este sitio web utiliza cookies, tanto propias como de terceros, para recopilar información estadística sobre su navegación y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias, generada a partir de sus pautas de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Más información.

Alejandro de Miguel se defiende ante la denuncia impuesta por dos de sus trabajadoras

El diseñador ha sido denunciado por una de sus ex empleadas, pero sus trabajadoras actuales han salido en su defensa.

Alejandro de Miguel ha roto su silencio. El diseñador manchego habla por primera vez después de que saliera a la luz que dos de las ex trabajadoras de su empresa le hayan denunciado por supuestos incumplimientos salariales y prácticas laborales irregulares. Muy afectado anímicamente por toda esta situación, Alejandro aclara que "no existe ningún procedimiento contra la empresa ni contra mi persona" y específica que él no es el Administrador de la Empresa. "Solo me dedico a diseñar y a trabajar sobre mis creaciones sin participar en la gestión administrativa", explica.

Publicidad - Sigue leyendo debajo

"Somos una empresa pequeña y honrada que ha luchado siempre por mantener los puestos de trabajo, incluso en épocas de crisis. Son muy pocas las industrias textiles creadoras de moda que quedan en España y en Castilla La Mancha en particular, como para tirar por la borda los años de sacrificio y de trabajo de ya dos generaciones", comenta Alejandro de Miguel en su comunicado.

El diseñador agradece las muestras "de cariño y afecto" que está recibiendo, remarcando que "el que me conoce sabe que lo único que sé hacer es trabajar honradamente por llevar el buen nombre de Toledo y mi región lo más alto que pueda. Aunque soy joven, hechos como este que vierte tanta mentira sobre mí, me desilusionan y distorsionan mi trabajo creativo. Sigo luchando con ilusión porque no sé hacer otra cosa. Todo mi esfuerzo seguirá volcado en la elegancia de mis trajes y en que mis clientas se sientan especiales con ellos".

Publicidad - Sigue leyendo debajo

Además, las actuales trabajadoras de la empresa han salido en su defensa y han presentado un comunicado en el que aseguran "rechazar que se utilice su nombre para ensuciar indebidamente la imagen de sus empleadores".

"Todas nos sentimos integradas, dentro de un clima de trabajo cercano y agradable y en unas condiciones de trabajo totalmente ajustadas a la legalidad, que respetan los derechos de los trabajadores. Que en relación con el abono de nuestras nóminas o en relación con el resto de nuestras condiciones de trabajo, entendemos que de ningún modo se está produciendo ninguna actuación de delito por parte de cualquiera de las personas propietarias de la empresa Grupo de Confección Cadenas".

Publicidad - Sigue leyendo debajo