Isabel Pantoja dispuesta a demandar a Chabelita

Si su hija sigue hablando de ella en los medios, la tonadillera se verá obligada a tomar medidas legales.

Ha tomado una decisión. La cantante lo tiene claro: si su hija no cambia de actitud, si continua hablando de ella en los medios, se verá obligada a tomar medidas legales para terminar con lo que considera un auténtico circo mediático.

1 de 9
El ultimátum de Isabel Pantoja

Isabel Pantoja le ha dado un ultimátum a su hija Isa a través de sus letrados: o pone freno a este culebrón desproporcionado o que se atenga a las consecuencias. La próxima en ser demandada podría ser ella. Es la única salida que ve la tonadillera tras estas semanas de "linchamiento" en los medios por parte de su ex niñera, primero, y de su propia hija, después.

Fuentes muy cercanas a la familia cuentan a DIEZ MINUTOS cómo ha reaccionado Isabel y su familia a la entrevista que Chabelita ha concedido recientemente a una revista, lo que ha levantado una polvareda como pocas se recuerdan en Cantora.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
2 de 9
No entiende a su hija

Isabel nunca imaginó que una hija, porque ante todo es su hija, podría participar de un circo en el que ella fuera el centro diario de críticas. Ella comprende hasta cierto punto que ex empleados, fans o personas más o menos próximas a la familia la critiquen y la traicionen más tarde o más temprano. Pero lo que ha hecho su hija con una entrevista "incendiaria" es la gota que ha colmado el vaso.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
3 de 9
Isabel y Chabelita no se hablan

Todo dependerá del comportamiento de Isa los próximos días. De momento, madre e hija no se hablan. De hecho, el viernes 8 de julio Anabel Pantoja llevó al pequeño Alberto a Cantora para que lo pudiera ver su familia (Isabel Pantoja, Agustín…). Estuvo unas horas en la finca. Y por la tarde lo recogió la propia Isa. Aunque no cruzó palabra con su madre. Pensaba que podía tener un acercamiento con ella, y fue con tal fin, pero la artista se negó.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
4 de 9
Sobre el novio de su hija...

Respecto a Alejandro Albalá, la tonadillera le considera un chico con mucha menos personalidad que la que tenía Alberto Isla. Más joven y más influenciable por Isa y por su entorno. Considera que todo lo ocurrido con ellos (ruptura, reconciliación, boda…) en las últimas semanas sólo es una puesta en escena para ganar miles de euros a costa de los medios.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
5 de 9
Su hija quiere hace caja

Isabel Pantoja sabe que detrás de todo este ruido mediático prima una razón: su hija quiere hacer caja. Dinero fácil, contante y sonante. Sin más. Pero todo tiene un límite. Y una cosa es que su hija venda lo que quiera de su vida privada, pero otra muy diferente es que la use a ella, a su madre, como centro de sus críticas, semana tras semana, a golpe de exclusiva.

No obstante, Isabel primero va a intentar que su hija cambie de actitud por las buenas. Aunque lo ve difícil, pero en el fondo cree que la niña está enfadada y no siente lo que dice. Desearía que dejara de estar asesorada por personas que sólo buscan lucrarse económicamente. Entiende que necesita el dinero, pero se ha cruzado una línea muy delgada que puede perjudicar muchísimo a Isabel Pantoja.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
6 de 9
Kiko apoya a su madre

La familia va a esperar el devenir de la demanda interpuesta a Dulce (si prospera o no). Y si para entonces, Isa sigue en sus trece… la decisión está tomada: no habrá una conversación con la niña, porque ya lo han intentado en numerosas ocasiones… La medida será más drástica: una demanda.

Kiko considera, al igual que su madre, que hay un límite que se ha cruzado. Echa las culpas a Dulce.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
7 de 9
Teme que perjudique su imagen

Isabel Pantoja teme que esta polémica perjudique su imagen como artista y como persona. Por ejemplo, el hecho de que Dulce afirme que "sufrió acoso" por parte de Julián Muñoz. En el supuesto de que fuera cierto lo dicho por la ex niñera, planearía ya la sombra de si ella estaba al tanto y, por ende, lo consintió. ¿En qué posición quedaría Isabel de cara a empresarios y fans?

Publicidad - Sigue leyendo debajo
8 de 9
Frenar en seco que siga hablando de ella

En breve se sabrá si la demanda interpuesta contra ella en los juzgados de Sevilla prospera. El objetivo de Isabel con este movimiento en los juzgados es sencillo. Más que lucrarse con la cuantía económica que le piden a Dulce en concepto de indemnización –los letrados de la cantante solicitan 30.000 euros– lo que pretende Isabel es frenar en seco lo que pudiera ser el inicio de una catarata de entrevistas y declaraciones en los medios. Al fin y al cabo, si Dulce habla y los medios la reclaman es por todo lo que pueda contar de lo que sucedía de Cantora para dentro… Es decir, de la familia Pantoja.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
9 de 9
No habrá acuerdo extrajudicial

Isabel Pantoja ha descartado llegar a ningún acuerdo extrajudicial. Nada de actos de conciliación. Ella quiere dirimir los daños causados (al honor y la intimidad) en los juzgados. Y que sea un juez quien le dé o le quite la razón. De esta manera, Dulce se replantearía hablar o no la próxima vez. Fin último que persigue la cantante es que no vuelva a hablar. Sin más.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo