Jesulín de Ubrique, el mejor paciente de su mujer

El torero acudió a la clínica dental en la que trabaja María José Campanario, en Sevilla, para hacerse un tratamiento.

image

La pareja se muestra más unida que nunca, a pesar de los últimos rumores sobre un posible distanciamiento. Tanto, que el torero se puso en manos de su mujer que hacerse un tratamiento bucal.

Plena confianza en su mujer

María José Campanario ha visto cumplido su sueño de ejercer como odontóloga. Tratará a muchos pacientes, pero uno de los más especiales, su marido Jesulín de Ubrique, ya ha pasado por sus manos. Esto es una prueba de que el torero no sólo apoya a su esposa en su nuevo trabajo, sino que tiene plena confianza en ella.

1 de 6
Una limpieza bucal

El torero acudió a la clínica dental sevillana en la que trabaja su mujer para someterse a una limpieza bucal. Un tratamiento que le practicó su propia esposa, demostrando así que confía plenamente en la profesionalidad de su mujer.

2 de 6
Sensibilidad en la encía

El torero salió de la clínica con un pañuelo tapándose la boca, porque según comentó la propia Campanario su marido tiene mucha sensibilidad en la encía y tuvo que ponerle algo de anestesia para evitarle molestias.

3 de 6
Con la boca dormida

Por eso a la salida del centro, Jesús llevaba la boca dormida y no paraba de tocarse la mandíbula al notar una sensación extraña.

4 de 6
Comieron en un restaurante italiano

El torero y su mozo de espadas, que estuvo acompañándole, esperaron a que llegara el descanso para la comida de María José y los tres se dirigieron a un restaurante italiano cercano a la clínica para almorzar. Finalizada la comida, María José volvió a su puesto de trabajo hasta las 8 de la tarde.

5 de 6
Más unidos que nunca

Con esta aparición en público, la pareja ha demostrado que está más unida que nunca, a pesar de los rumores de ruptura que les han rodeado siempre en sus catorce años de matrimonio. Una de las razones que hacia sospechar la separación fue que María José eligiese trabajar en un clínica fuera de Arcos de la Frontera, donde residen. Algo que la odontóloga desmintió tajantemente.

6 de 6
Publicidad - Sigue leyendo debajo