Hemos actualizado nuestro Aviso de Privacidad. Puedes consultar el nuevo texto aquí.

El vértigo se apodera de Bertín en su último programa

El presentador pasó un momento realmente difícil al subirse junto a su invitado, Miguel Ángel Revilla, en un teleférico.

El último programa de 'Mi casa es la tuya' ha estado marcado por un momento tenso y difícil cuyo protagonista ha sido el presentador. Bertín, que sufre de vértigo, lo ha pasado verdaderamente mal al subirse en un teleférico junto a su invitado, Miguel Ángel Revilla.

1 de 10
Rumbo a Cantabria

Bertín y todo el equipo de 'Mi casa es la tuya' ha viajado hasta Cantabria para conocer la casa de su presidente, Miguel Ángel Revilla. Allí, el invitado puso a prueba al presentador invitándole a subir a un teleférico que les llevaba directos a la montaña.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
2 de 10
"Tengo un vértigo horrible"

Durante la subida a la montaña, Bertín desveló uno de sus mayores secretos: "Tengo un vértigo horrible". Razón por la cual lo pasó verdaderamente mal durante el trayecto, llegando incluso a preguntar a Revilla: "¿Esto no se ha caído nunca no?".

Publicidad - Sigue leyendo debajo
3 de 10
Sin mirar abajo

Bertín decidió no mirar hacia abajo y sentarse, tapándose la cara con su chaqueta para sobrellevar los casi cuatro minutos que duraba el trayecto. "Mi madre era peor, se sentaba hasta en los ascensores", confesó.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
4 de 10
Un mal rato para Bertín

"Tengo el culo apretaíto, apretaíto", desvelaba Bertín a su invitado una vez que el viaje en teleférico había llegado a su fin.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
5 de 10
Presidente gracias a su mujer

El presidente de Cantabria, un enamorado de su tierra, sorprendía al presentador al explicarle que él era presidente gracias a su mujer, Aurora, pues en un principio rechazó ocupar este cargo y ésta no dudó en decirle "eres un cagón".

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
6 de 10
"Mi padre quería que yo fuera médico"

Miguel Ángel Revilla nació en Cantabria en el seno de una familia unida, sencilla y sin grandes lujos. Desde que era pequeño, "mi padre quería que yo fuera médico, pero yo quería ser economista". Éste llegó a la política tras la muerte de Franco y "en mi mayor momento de éxito, pues era profesor y director de un banco". Revilla lo dejó todo por dedicarse a esta esfera en la que tanto ha hecho por su tierra.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
7 de 10
¿Cómo se conocieron?

Aurora, la mujer de Miguel Ángel Revilla, también formó parte del programa, y es que ésta les estaba esperando para disfrutar de una agradable comida con vistas inmejorables, en la cima de la montaña. La pareja se conoció en el partido regionalista de Cantabria, cuando Aurora estaba en las Juventudes, y desde entonces son inseparables.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
8 de 10
Un enlace íntimo y civil

Ambos se dieron el 'Sí, quiero' en una sencilla boda civil en la que sólo estuvieron ellos y sus testigos y Aurora se encontraba en su sexto mes de su primer embarazo.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
9 de 10
"Lo hubiera dejado todo por ser cantante"

Revilla le cantaba rancheras, y es que éste "lo hubiera dejado todo por ser cantante, me encanta cantar". De hecho, la gente sabe de su afición y "me tiran de la lengua y hago el ridículo".

Publicidad - Sigue leyendo debajo
10 de 10
"Nunca he puesto los cuernos a mi mujer"

Ante Bertín y con un divertido juego de preguntas, Miguel Ángel Revilla terminó confesando algo muy importante sobre su matrimonio: "Te juro que nunca he puesto los cuernos a mi mujer".

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo